31 de March de 2012 00:03

Una multitud se volcó en busca de empleo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La aglomeración de personas en el Centro de Convenciones de Guayaquil y el caos vehicular en su exterior era inusual un viernes por la mañana. La escena era comparable a una noche de concierto musical. Solo que en esta ocasión la multitud acudía por otro motivo: la búsqueda de un empleo.

Allí, el Ministerio de Relaciones Laborales, a través de la Red Socio Empleo, desarrolló la Feria de Oportunidades Laborales.

Con sobre en mano, Eugenia Suárez, de 34 años, se perdía entre la marea humana. Esperó 20 minutos para ingresar, luego de permanecer en una larga fila. Está desempleada hace un mes y aspira a obtener uno, en cualquier actividad en donde se respeten sus derechos laborales.

Pero dejar las hojas de vida no era una tarea sencilla. Las empresas pusieron sus exigencias.

Jacinto Rivera, de 25 años, no pudo dejar su currículum en el estand de la empresa de seguros Colvida. Él carece de su pierna derecha y postulaba para algún puesto que pudiera desempeñar acorde a sus condiciones físicas .

Christian Andrade, asistente de capacitaciones de Colvida, le explicó que el perfil requerido era de personas con estudios superiores y experiencia en el área de ventas. Rivera no aplicaba. “Llevo tres años sin trabajar y de Socio Empleo me enviaron para acá. Voy a seguir buscando”.

[[OBJECT]]

Aunque Viviana Abad, de 21 años, sí tiene estudios superiores, no cuenta con experiencia laboral. “Esa es mi debilidad y pudiera ser un problema”, reconoció la estudiante de Ingeniería en Comercio Exterior.

Por si acaso, presentó su carpeta en el puesto de la Corporación Financiera Nacional (CFN).

En el encuentro participaron más de 60 empresas públicas y privadas de diversos sectores. Tía, Confiteca, Movistar, Colvida, Toni, Banco Bolivariano y Hotel Oro Verde eran las más visitadas.

Del sector público destacaban la Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT) y la CFN.

Paulina Paz, gerenta de Socio Empleo, informó que hasta el mediodía acudieron 10 000 personas y se esperaba a miles más al cierre de la jornada (18:00). “Las expectativas eran altas, pero se ha sobrepasado cualquier proyección”, dijo. Una cita similar reunió a 5 000 en Quito.


Los ex empleados de casinos y salas de juego, que cerraron definitivamente este mes, también estuvieron en esta feria. Acudieron en grupos de amigos. Ellos son considerados como un grupo prioritario y entrarán a un proceso de inclusión laboral.

Boris Lozano, ex empleado del casino Fantasy, lleva 20 días sin trabajo. “En el currículo anoté que soy ex trabajador de casino para que me tomen en cuenta”.

Érick Vinueza, ex empleado de Casino del Sol, espera obtener empleo lo más pronto. Mientras se registraba mencionaba que repartió carpetas en al menos seis empresas de diferentes áreas. Luisa Vite aplicó en 10 empresas. Ella trabajó en Bingo Derby.

Ecuador creció 7,8% en el 2011

No fue el 9% que  anticipó hace un mes  la ministra de la Política Económica, Jeanneth Sánchez, pero un 7,8% de crecimiento económico el  año pasado  evidencia el dinamismo que  registraron  varios sectores productivos del país, de la mano de un fuerte gasto público que impulsó la demanda.

El Banco Central del Ecuador informó ayer  que al cierre del año pasado la economía nacional  registró un crecimiento del 7,8% respecto al 2010, una cifra bastante cercana al 8%  que había proyectado la Comisión Económica para América Latina (Cepal).

Al finalizar el año pasado, el desempeño del sector petrolero le restó dinamismo al crecimiento económico, ya que registró una caída del 1,9% en el último trimestre  en relación al tercer trimestre de 2011.

En el balance anual, el sector petrolero del país creció   4,2%, mientras que los demás  sectores repuntaron un 8,8% .
De las cifras oficiales llama la atención el espectacular crecimiento de los sectores de electricidad y construcción.

En el primer caso se observa un repunte del 31%, que  se explica por el ingreso de  la Central Hidroeléctrica Mazar al mercado, lo cual permitió, por un lado, un aporte en la generación de energía eléctrica, pero por otro, que la  mayor central hidroeléctrica del país: Paute, cuente con el agua suficiente para que funcionen sus turbinas.

Mazar entró en operación en el segundo semestre del 2010 y de forma irregular, por lo que su aporte al crecimiento en ese año fue mínimo. Su aporte se registró durante el año pasado, lo cual explica el repunte del sector eléctrico,  impulsado también por el  ingreso de turbinas termoeléctricas a inicios del 2011.

Por su parte,  el sector de la construcción y obra pública creció   21%, según las cifras oficiales. Uno de los principales actores en ese desempeño fue el Banco del IESS (Biess), que empezó a operar en octubre del 2010, por lo que su aporte en ese año fue mínimo, similar al caso anterior.

Los créditos  que otorgó el Biess  para la adquisición de vivienda representaron la mitad de lo que entregó  el sistema financiero nacional, el cual se dedicó  más  a los préstamos productivos y de consumo. Por eso  la intermediación financiera creció 11,1%.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)