Más del 50% de los ingresos de los municipios son por autogestión

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 0
Santiago Ayala S. Coordinador

Las autoridades de los 221 cabildos existentes en todo el país tienen como su primera tarea empezar a cuadrar los presupuestos para el próximo año.

Hasta ahora, por haber sido un año electoral, las finanzas fueron prorrogadas, pero para el próximo ejercicio se deberá cumplir con el proceso regular a través del Ministerio de Finanzas. Desde el 3 de junio, esta entidad empezará con la recepción de información sobre los requerimientos de los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD), para incluirla en el Presupuesto General del Estado para el 2015.

Por ello, la subsecretaria de Relaciones Fiscales del Ministerio de Finanzas, Gabriela Carrasco, ha liderado estos últimos días la capacitación a las nuevas autoridades. En estos talleres se les explicó el proceso de transferencias que realiza este Ministerio a las alcaldías, por la aplicación del Modelo de Equidad Territorial; la descentralización de competencias; la compensación por la explotación de recursos no renovables; así como el marco legal para intervenir en un proceso de endeudamiento público.

Las asignaciones del Estado tienen un peso diferente dentro de los presupuestos de cada GAD municipal. Mientras hay algunos donde las transferencias estatales superan el 70%, como el caso de Riobamba, en general no superan el 50%.

Por ello, las nuevas dignidades deben hallar fórmulas que les permita financiar sus cuentas. Así, María Caridad Vázquez, secretaria ejecutiva, del Consejo Nacional de Competencias (CNC), explica que los ingresos propios de la gestión de los GAD son obtenidos a través del cobro de impuestos, tasas, contribuciones especiales, venta de bienes y servicios, renta de inversiones y multas, venta de activos no financieros y recuperación de inversiones, rifas, sorteos, entre otros.

El monto a transferir se distribuye en virtud de las competencias constitucionales: 27% para los consejos provinciales; 67% para los municipios y distritos metropolitanos; y 6% para las juntas parroquiales.

"A más de estas transferencias por la participación de los GAD en los ingresos del Presupuesto del Estado, los municipios reciben aparte la correspondiente a la descentralización de la competencias de tránsito, transporte terrestre y seguridad vial", añade.

El año pasado el Estado destinó a todos los GAD (provinciales, municipales y parroquiales) USD 2 755 millones.

En este escenario, el Distrito Metropolitano de Quito pudo manejar un presupuesto de USD 793 millones. De este valor, el 35% fue destinado para programas de movilidad.

En este rubro se incluyó USD 31,2 millones para la construcción de la primera fase del Metro de Quito, que es el proyecto emblemático de la ciudad para los próximos años.

Cabe indicar que esta obra de movilidad se financiará, para la edificación de la segunda fase, con endeudamiento externo. El Banco Mundial se comprometió a otorgar un crédito de USD 205 millones, que aumentará las cuentas municipales.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)