11 de October de 2012 00:03

Mandos medios de Cofiec declaran que fueron presionados por Buñay

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Marcelo Ordóñez, ex gerente de Finanzas del banco Cofiec, aprobó la transferencia del crédito de USD 800 000 en cuentas del exterior a favor del argentino Gastón Duzac, con la orden previa de Antonio Buñay, el ex presidente ejecutivo.

Mientras que Patricia Sandoval, ex gerenta de Crédito, declaró que Buñay la presionó para que emitiera un informe favorable sobre este préstamo, caso contrario iba a ser despedida. Ayer, estos dos funcionarios, junto con otros de áreas operativas de Cofiec, comparecieron ante los miembros de la Comisión de Fiscalización de la Asamblea. Buñay se excusó y pidió tres días laborables para tener toda la información y acudir a la comparecencia.

Ordóñez reconoció que el desembolso del crédito se realizó el 20 de diciembre del 2011. Ese mismo día, en la tarde, añadió, Francisco Endara, ex secretario del Fideicomiso AGD-CFN, llegó a las oficinas del banco (Patria y Amazonas) para hablar con todo el personal. “Con una posición enérgica” pidió los “respaldados de las transferencias del crédito a Duzac” y preguntó“por qué no se habían cumplido las disposiciones”. Ante la pregunta de los asambleístas sobre ¿cuáles eran las disposiciones? Ordóñez respondió que no sabía.

El desembolso se realizó una hora antes de que Endara llegara, según su versión. Y como antecedente a esto, el personal técnico ya había recibido la disposición de Germánico Maya, presidente del Directorio, de que se quedarán para hablar con Endara, a fin de resolver el “problema que todos conocemos”.

“Quién es Francisco Endara” preguntó Silvia Salgado, presidenta de la Comisión. Ordóñez, quien trabajó 10 años en el extinto Banco Popular y en la ex AGD, dijo que es funcionario de la Unidad de Gestión del Fideicomiso AGD-CFN, cuyo representante es su cuñado Pedro Delgado, primo del presidente Correa.

El directivo aseguró que la transferencia se concretó con la orden de operación firmada el 19 de diciembre por Buñay y por el departamento legal. Pero no se cumplió con la disposición del Directorio del 19 de diciembre, de que el dinero se entregara siempre y cuando las garantías de Rocafuerte Seguros, con las que se iba a respaldar la operación, estén endosadas a favor del banco.

Con este condicionamiento también se aprobó el préstamo en el Comité de Crédito, el 8 de diciembre. Ordóñez, miembro del Comité, aceptó que votó a favor.

Cuando le consultaron sobre las garantías explicó que a él no le correspondía verificar los certificados de depósitos que debía entregar Rocafuerte Seguros, empresa incautada por el Estado. Esa era responsabilidad de las áreas de Crédito, Riesgos y Jurídico.

Y añadió que en la sesión del Comité había hecho dos cuestionamientos: uno se refería a la relación entre Duzac y Rocafuerte Seguros. Según su versión, Buñay le respondió que era parte del Fideicomiso-Ugedep, encargado de manejar las empresas incautadas. También cuestionó el certificado de Rocafuerte, que no cumplía con lo que pide la Superintendencia de Bancos. No recibió respuesta y aseguró que en el Comité no conocieron los depósitos que iban a cubrir el préstamo en caso de incumplimiento. Y reconoció que esos certificados solo cubrían USD 500 000 y no los USD 800 000 que se otorgó.

Sobre el destino de este préstamo, los legisladores le pidieron explicaciones de por qué inicialmente dijo que era para la compra de computadores y luego para adquirir acciones de la compañía argentina Scanbuy. Explicó que los certificados de depósito se ofrecieron antes del desembolso y las acciones fueron posteriores.

Patricia Sandoval, ex gerenta de Crédito, por su parte, señaló que emitió un informe favorable con el mismo condicionamiento de las garantías y de que se entregara la documentación que faltaba por parte de Duzac. Y reveló que fue presionada por Buñay, caso contrario iba a ser despedida.

Por su parte, la ex presidenta del Comité de Crédito y ex miembro del Directorio, Diana Macancela, dijo que se abstuvo de dar su voto en las sesiones de ambas instancias por ser directora de Rocafuerte Seguros y que desconocía de las garantías dadas por esta aseguradora.

Sanciones y destituciones  

El banco Cofiec, cuyo accionista principal es el Estado (93,3% de participación) entrará a un plan de regularización por orden de la Superintendencia de Bancos. Esta disposición se informó el pasado 9 de este mes a la Comisión de Fiscalización de la Asamblea, con carácter de reservado.

El banco fue incautado en el 2004 por el Estado y estuvo  bajo la intervención del órgano de control hasta julio del 2011, cuando se levantó la medida. Pero no pudo sostenerse por el reciente escándalo de la entrega del crédito de USD 800 000 a Gastón Duzac. Pero, además, por la entrega irregular de préstamos a empresas incautadas por el Estado y al  Fideicomiso AGD-CFN.

La Superintendencia también  removió a los cinco miembros del Directorio e impuso multas  a otros cinco ex funcionarios. Esta decisión se concretó luego de la auditoría  realizada entre  el 2011 y marzo del 2012 y con un alcance hasta mediados de año. Ahí  se incluyó el crédito a Duzac, el cual  se encuentra impago.

Los vocales del Directorio son: Germánico Maya, Omar Unda, Roberto Sandoval, Diana Macancela e Iván Guerrero. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)