16 de July de 2010 00:00

Las fotos para la megainfografía de Mazar

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Mazar siempre estuvo en la agenda periodística de la oficina regional Cuenca de EL COMERCIO. Fue un tema fundamental en la planificación.

Uno de los últimos trabajos relevantes fue una megainfografía que publicamos el 6 de junio en el impreso y en nuestro sitio web.

A finales de abril surgió la idea de mostrar al país de una manera didáctica cómo funcionará esa obra, que demoró 30 años en concretarse. Queríamos mostrar su magnitud y beneficios, como retención de sedimentos, mayor generación eléctrica y reserva de agua para el estiaje.

Para ponerlo en práctica, el periodista Francisco Moreno, con el apoyo del editor Regional Giovanni Astudillo, buscó documentación, estudios, planos' del proyecto. En este trabajo también pesó la experiencia y el conocimiento del lugar.

En más de una docena de ocasiones en los últimos cinco años, se solicitó permiso a Hidropaute para ingresar a la obra y reportear sobre su avance. Es vital comprobar en el lugar los trabajos realizados y no solo limitarse a un boletín de prensa.

Una vez que se contó la documentación y se comprobó la información planteamos la iniciativa al Director Gráfico y al Editor de Negocios. Un infografista, Joe Alvear, fue finalmente encargado para que plasmara el concepto gráfico y con él recorrimos la mayor parte de la central. Fue un día entero de trabajo.

Requeríamos precisión para tener un trabajo óptimo y de acuerdo con el pedido del infografista se necesitaba una fotografía panorámica de la obra. Me demoré más de una hora para hallar la ubicación exacta para colocar el trípode y captar por sectores la magnitud de Mazar.

Cuando Alvear retornó a Quito realizó un boceto a escala real de lo que sería la infografía. El material era demasiado técnico y de difícil comprensión. La labor de un infografista es hacer fácil la lectura de temas complejos. Los mapas y gráficos en tres y dos dimensiones fueron realizados por Alvear y su compañero David Cazar. Ambos utilizaron un ‘software’ de última generación. Fueron varias semanas de trabajo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)