23 de November de 2011 00:04

El Estado entra a competir en el mercado de televisión pagada

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT) ingresó desde ayer al mercado de la televisión pagada con un plan mínimo de USD 15 mensuales más impuestos, que incluye 45 canales en todo el país, excepto Galápagos.

El 17,6% de los hogares ecuatorianos estaba suscrito a un plan de televisión pagada, según cifras del Censo de Población del 2010. Se trata de un mercado en crecimiento, que hasta el mes pasado registró 408 948 clientes, repartidos entre 264 empresas que proveen el servicio en el país, según cifras de las Superintendencia de Telecomunicaciones (Supertel).

Sin embargo, el 77% de los suscriptores se concentra en cuatro empresas: Grupo TV Cable, Direct TV, Cable Unión y Univisa.

En este apretado mercado —que genera más de USD 50 millones en ventas anuales según las empresas— la CNT busca hacerse de entre 30 000 y 40 000 usuarios para el 2012.

Esa es la meta que se planteó el gerente de la empresa pública, César Regalado, quien indicó que hasta el 31 de enero próximo no se cobrará a los usuarios por la instalación del servicio satelital.

Este último, a diferencia de la televisión por cable, incluye la instalación de una antena en el hogar del cliente, la cual recepta la señal de un satélite.

Por ello, la cobertura del servicio no se limita a la infraestructura del cableado que posea la empresa proveedora.

Este tipo de servicio de televisión pagada, hasta ayer, solo lo ofertaba la firma Direct TV.

Y al igual que este último proveedor, la CNT también ofrecerá la señal de alta definición (HD) a través de 17 canales, con opción a la grabación de los programas.

Los seis paquetes que pone a disposición la empresa pública suman más de 100 canales nacionales e internacionales con un costo máximo de USD 50.

Regalado indicó que la salida del nuevo producto se vio motivada por el pedido de los usuarios de la empresa y por la necesidad de ampliar su oferta de productos en el área de telecomunicaciones, que incluye además telefonía fija, móvil e Internet.

Pero la idea de ofrecer televisión pagada por parte de la empresa pública estuvo en agenda desde el 2009.

En ese año, la CNT solicitó a la Supertel la concesión para dar el servicio, que fue otorgada en el 2010. A finales de ese año, la estatal tenía previsto firmar un contrato con la empresa peruana Media Networks Latinoamérica (filial de Telefónica del Perú) a fin de contratar su satélite para la provisión del servicio con una inversión inicial de USD 5 millones.

Según Regalado, el contrato no se firmó en esa fecha porque el permiso otorgado por la Supertel no les permitiría entregar el servicio de alta definición, lo cual se consiguió este año.

El consultor en telecomunicaciones, Hugo Carrión, considera adecuada la entrada de un nuevo competidor como la CNT en el servicio de televisión satelital.

Ello, debido a que podrá generar mayor competencia y mejores precios y ofertas para los clientes.

Según Carrión, la tendencia a nivel mundial es que las empresas de telecomunicaciones entreguen un servicio combinado de telefonía, Internet y televisión a sus usuarios, para mayor comodidad en cuanto a pago de una sola planilla y mantenimiento.

Destaca que, en ocasiones, la empresas telefónicas que ofrecen el servicio de televisión pagada lo hacen a través del mismo cableado de cobre o cable telefónico.

Sin embargo, considera que la CNT optó por la transmisión satelital debido a que garantiza una mejor calidad de la imagen.

Univisa, Direct TV, TV Cable, y Cable Unión respondieron este mes con promociones frente a la entrada del nuevo competidor. Estas incluyen la eliminación de costos de instalación y meses gratis de consumo, entre otras.

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (1)