4 de March de 2012 00:01

Dos empresas manejarán la carga en el aeropuerto de Tababela

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Tababela Cargo Center (Tabacarcen) y el Centro Logístico Alpachaca serán los establecimientos de almacenamiento y consolidación de la carga que llegue al nuevo aeropuerto de Quito (Tababela).

Estos centros iniciarán sus operaciones a la par que el aeropuerto, es decir, a partir de octubre de este año. El primero estará ubicado al interior de la nueva terminal aérea, en la zona de la cabecera sur; mientras que el otro lugar a las afueras, en el costado occidental de la vía de Alpachaca.

Desde estos sitios saldrá la mercancía consolidada (clasificada según el pedido del importador) al edificio de carga del aeropuerto, que servirá como centro de recepción y paletización (embalaje para el envío en un medio de transporte) de la carga.

Este mecanismo de operación no agradó a los exportadores, particularmente a los de flores, quienes a mediados de febrero señalaron que el nuevo aeropuerto no tiene un puerto de carga de perecibles (pcp) y que para resolver esta omisión el concesionario busca subconcesionar la construcción del sitio a otro privado.

Según Ignacio Pérez, presidente de Expoflores, la idea era que en un solo sitio, y como parte del proyecto del nuevo aeropuerto quiteño, estén tanto la consolidación como la paletización.

Esto molestó al alcalde de Quito, Augusto Barrera, quien explicó que el actual aeropuerto Mariscal Sucre “no tiene zona de consolidación de carga” y que esa es una actividad netamente privada.

En Quito hay cerca de 30 consolidadoras que se encuentran ubicadas en los alrededores del aeropuerto, la av. Eloy Alfaro, Calderón, Carapungo, etc. La carga de estos centros sale a las cinco paletizadoras del Mariscal Sucre.

En el nuevo aeropuerto la recepción de la carga se hará solo en Tabacarcen y en el Centro Logístico Alpachaca. De allí la mercadería irá a la paletización.

Según Philippe Barril, presidente de Quiport (concesionaria del aeropuerto), cuatro paletizadoras operarán en el edificio de carga de la nueva terminal aérea.

La estructura tiene 12 000 m2 de los cuales 10 000 m2 son para cuartos fríos. Está ubicada junto a la plataforma, lo que marca una diferencia con el Mariscal Sucre, en el que las paletizadoras están ubicadas en varias secciones del puerto aéreo.

La construcción del edificio es parte de todo el proyecto aeroportuario. No sucede lo mismo con los centros de consolidación, como aspiraba Expoflores.

“El Municipio no va a invertir en esto”, señaló Ignacio Pérez, presidente del gremio exportador.

El Alcalde confirmó esta afirmación indicando que al Cabildo no le corresponde invertir en una actividad anterior al proceso aeroportuario de exportación. De ahí que, aseguró, si Quiport ofrece el servicio de consolidación “es parte del desarrollo comercial que tiene en el contrato... Es un negocio entre privados”.

Precisamente, Quiport firmó un contrato con Tababela Cargo Center para que se ocupe de la zona de distribución del aeropuerto, en la que estarán las cinco agencias de carga más grandes.

La firma está conformada por un grupo de socios, cuyo número no fue revelado. Ellos son los propietarios del centro Tabacarcen, en el que operarán 50 empresas. Además de las cargueras participarán bancos, restaurantes, etc.

La inversión en el sitio alcanza los USD 15 millones, según explicó Eduardo Enmanuel, vocero de la empresa. Mientras que la inversión del Centro Logístico Alpachaca no fue revelada por decisión de sus voceros, que son Mario Maldonado y Fernando Brito.

Este centro, que es una iniciativa 100% privada, está conformado por siete empresas cargueras. Allí llegará el 30% de la carga de flores del país (el 90% del sitio está destinado para recibir flores y el 10% otros productos), mientras que el otro 70% irá a Tabacarcen.

Desde Expoflores se teme que al llegar las flores a estos sitios el costo de operación se incremente. “El proceso logístico de la flor representa entre 30% y 40% del precio final del producto. Además, el flete desde Ecuador es elevado, dando ventajas a Colombia”.

Para Enmanuel, esto no sucederá. Él explicó que actualmente a las empresas de carga les cuesta consolidar un kilo de flores entre USD 0,05 y 0,06, mientras que en Tababela el costo será de USD 0,025 por kilo. El Centro Logístico de Alpachaca, por su parte, prefirió no hablar de precios. Sus voceros solo indicaron que su objetivo es apoyar a la industria y a los exportadores nacionales.

PARA VER LA INFOGRAFÍA MÁS GRANDE HAGA CLIC AQUÍ

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)