22 de June de 2010 00:00

El crédito a la vivienda mueve a la construcción

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Negocios

El sector de la construcción en el Ecuador ha tenido un repunte en el primer semestre del año y, según la Asociación de Promotores Inmobiliarios de Vivienda del Ecuador (Apive), mucho tiene que ver la colocación de créditos hipotecarios por parte del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), así como los del sistema financiero.

Según las cifras que publica la Superintendencia de Bancos, la cartera de crédito para vivienda (sin incluir IESS) creció en 11,8% entre enero e inicios de junio del 2010 respecto a igual período del año pasado (ver cuadro).Ana María Larrea, directora de Apive, aseguró que hasta marzo de este año los créditos hipotecarios (incluido IESS) han aumentado en USD 60 millones.

Uno de los beneficiarios de estos créditos es Manuel Paredes, quien solicitó un préstamo hipotecario al IESS en diciembre pasado. A los tres meses le fueron entregados USD 45 000 para adquirir su casa en la Ciudadela Universitaria en Manta. “Tendré que pagar cuotas de unos USD 450 por 25 años, pero es mejor que cancelar por el alquiler”.

El IESS entrega créditos hasta por el 100% del valor del avalúo de la casa, si esta tiene un costo menor a USD 70 000, a 25 años plazo y con una tasa de interés entre el 8,49 y el 10%. Desde enero hasta la fecha desembolsó 178,8 millones en 4 718 operaciones.

Para aprobar el préstamo, el ente analiza los ingresos y la capacidad de endeudamiento de los clientes. Esto decepcionó a Belén Arellano, quien deseaba USD 30 000 para adquirir una casa, pero su sueldo le permitía acceder solo a USD 10 000. Decidió ahorrar o analizar otras posibilidades en el mercado.

Una puede ser la banca privada, que ofrece financiamiento para casas con una tasa que oscila entre el 10% como en el caso de los bancos Pichincha y Guayaquil. El Pacífico ofrece una tasa subsidiada del 5%, pero solo para viviendas de hasta USD 60 000. Los clientes también tienen la opción de pagarlo en 12 años.

Otras personas, como María (pidió la reserva), quienes buscan unidades habitacionales populares, las financian con los USD 5 000 del bono de la vivienda. “Logré que me dieran este aporte. Con eso solo tendré que pagar USD 15 000 por una casita ubicada vía la Mitad del Mundo”.

En este sector se registra el mayor número de proyectos nuevos que se financian con el bono.

La constructora Ecoarquitectos edifica inmuebles entre USD 11 500 y 17 000 en Quito, Ibarra, Otavalo, Tulcán, etc. Desde enero de este año hasta el momento la empresa ha entregado la totalidad de los 300 bonos del cupo que el Estado le entregó.

Según el ministro de la Vivienda Walter Solís, desde enero hasta la fecha se han otorgado 4 070 bonos, financiados con el primer desembolso de USD 50 millones, de los USD 200 millones destinados para este fin que hizo el Régimen en diciembre del 2009.

Este dinero es parte de los USD 600 millones de la Reserva Internacional que el presidente Rafael Correa decidió que se inyectaran al sector de la construcción el 23 de octubre del 2009. De estos USD 200 se decidió destinar al BEV para créditos al constructor.

No obstante, en este último rubro hay distintas opiniones.

El constructor Juan Carlos Dosudebés, dueño de la compañía Fortroc, solicitó este año un crédito por USD 1 millón que demoró en ser aprobado un mes y medio. "Es positivo porque lo destinaremos al desarrollo del proyecto San Alfonso de Ushimana, de vivienda de interés social”.

Eduardo Castro, titular de Ecoarquitectos, quien recibió un crédito de USD 9 millones, también califica de positiva la medida del Gobierno, aunque cree que hace falta el desarrollo de programas crediticios para los pequeños constructores. “Muchos de ellos recurren a los bancos para financiar la construcción de pocas casas pero nadie les presta dinero”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)