7 de May de 2011 00:00

La ceniza afectó más a 6 cantones

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La reactivación del proceso eruptivo del volcán Tungurahua, el pasado 20 de abril, ha ocasionado daños severos en la agricultura y ganadería de los cantones Pelileo, Baños, Quero, Cevallos, Tisaleo y Mocha (Tungurahua).

Según el informe de la Dirección del Ministerio de Agricultura, Acuacultura y Ganadería (Magap) de Tungurahua, 12 000 hectáreas de pastos y cultivos y 13 000 reses en los seis cantones están afectados . (Ver recuadro)Por eso, los técnicos del Magap distribuyeron en los últimos cinco días 1 950 quintales de balanceado y 1400 sacos con cinco galones de melaza. Adicional a eso, nueve brigadas con médicos veterinarios recorren las zonas afectadas para suministrar antibióticos y vitaminas a las reses.

Fabián Valencia, director del Magap en Tungurahua, dijo que el material del nuevo proceso eruptivo puso en aprietos a Tisaleo, Mocha y Baños.

En las próximas horas se realizará una evaluación sobre el comportamiento del volcán para tomar decisiones. No se descarta la transportación de rechazo de banano de la Costa y la compra de balanceado para la alimentación de cuyes y porcinos.

“El Magap invirtió más de USD 50 000. Lo importante es apoyar urgente al agricultor que no tiene alimento para sus animales”, reseñó Valencia.

En tanto, la actividad en el volcán Tungurahua varía de moderada a alta. Christian Viracucha, técnico del Instituto Geofísico, explicó que en las últimas 24 horas no se registraron explosiones importantes en el coloso.

En la noche del jueves se detectó incandescencia en el cráter. Se mantienen las emisiones de vapor con bajos niveles de ceniza. Ayer, no se reportó la caída del material en las poblaciones .

En Pelileo, las zonas más afectadas son Cusúa, Chacauco, Laurelpamba, San Juan y Pillate. Asimismo, Mucuví, Panguilí, Las Queseras, Huambaló, Bolívar y Huasipamba, en estas tres últimas poblaciones con menor intensidad.

Uno de los damnificados es César Altamirano, de la comunidad Chacauco, de la parroquia Cotaló. Sus 1 200 árboles de tomate de árbol están cubiertos con la ceniza. “Los tomates se quemaron, ya no vale cosechar. Se perdió todo”, dijo desconsolado Altamirano, de 65 años.

Rosa Freire es otra de los afectados. Las 1 500 plantas de tomate de árbol están tapadas con el material gris. Por eso espera que el Magap entregue a las 60 familias semillas y fertilizantes que ofreció para reactivar la siembras.

Para Daniel Oña, técnico agropecuario del Municipio de Pelileo, las zonas con más problemas son Cotaló y Huambaló, situadas cerca al volcán. Allí, por lo menos 600 hectáreas de pastos y 2 500 hectáreas de tomate de árbol, cebolla, papas y maíz se arruinaron.

“Estamos entregando balanceado y rechazo de banano a las 900 familias de las nueve comunas de Cotaló”, explicó Oña.

Asimismo, 6 000 cabezas de ganado tienen problemas con la alimentación diaria.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)