11 de March de 2014 00:01

Uribe será un duro escollo para Santos

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El presidente colombiano y aspirante a la reelección, Juan Manuel Santos, captó con su coalición de centro-derecha la mayoría relativa del Congreso. Ahí enfrentará la oposición del exmandatario Álvaro Uribe, cuyo partido se convirtió en la segunda fuerza del Senado, según la autoridad electoral.

Santos, que interpretó el resultado como un respaldo al proceso de paz que lleva a cabo con la guerrilla de las FARC y al que se opone Uribe, su otrora aliado, logró retener la mayoría parlamentaria en los comicios legislativos del domingo. Sin embargo, su alianza cedió espacio frente al partido del expresidente.

Escrutado el 98,4% de los votos, la coalición de gobierno alcanzó 49 de las 102 curules de la Cámara Alta, mientras Uribe y su partido Centro Democrático se alzaron con la segunda votación y conquistaron 19 asientos. Férreo opositor del diálogo iniciado en noviembre de 2012 con los rebeldes, a los que combatió sin tregua durante su mandato (2002-2010), Uribe se convirtió en el primer expresidente colombiano en ser elegido senador.

Entre tanto, en la Cámara Baja las fuerzas oficialistas captaron 92 de los 163 escaños. En total la coalición de Santos contará con 141 congresistas, por debajo de los 223 que logró en las elecciones de 2010.

El Partido de la 'U' encabeza la coalición de gobierno que integran además el Partido Liberal y Cambio Radical. El Partido Conservador, que formó parte del oficialismo en la pasada legislatura pero que buscará la presidencia con candidato propio, logró 19 curules, las que podrían dividirse entre el apoyo a Santos o a Uribe.

"Se consolidaron las mayorías de la coalición de Gobierno en el Congreso, pero también fue una señal muy importante para el país y el mundo entero de que la inmensa mayoría de los colombianos queremos la paz", sostuvo Santos.

  • Incidencia dentro de los diálogos con la guerrilla

El nuevo Congreso deberá tramitar las reformas que eventualmente pacten el Gobierno y la guerrilla para terminar con el conflicto, y reglamentar la ley que permita la desmovilización de miles de combatientes.

Ayer, Uribe reiteró sus críticas a Santos por "dejar las tesis" que defendió durante su gobierno y optar por la negociación en vez de insistir en el combate a los guerrilleros, a los que tilda de terroristas.

"Abandonaron las tesis y en algún momento quisieron decir que Uribe es la guerra y Santos es la paz. Eso no les funcionó", declaró el exmandatario a W radio de Bogotá.

Para Jorge Alberto Restrepo, director del Centro de Recursos para el Análisis del Conflicto, los resultados electorales lanzan un alerta al Gobierno sobre los diálogos con la guerrilla. "Esto señala una necesidad de escuchar a la ciudadanía sobre la agenda de las negociaciones que el gobierno de Santos lleva a cabo con la guerrilla", expresó.

La prensa destacó con gran despliegue la elección de Uribe en los comicios del domingo, en los que no se presentaron disturbios o ataques por parte de grupos rebeldes. "Derechazo", tituló El Espectador para destacar la votación de Uribe, a quien describió como "la figura de las elecciones legislativas" al consolidar una bancada en el Senado.

Si bien Uribe no cuenta con el número suficiente de legisladores para un bloqueo, podrá ejercer una ruidosa oposición al proceso de paz con las FARC, grupo al que combatió sin cuartel durante su gobierno (2002-2010). "Los enemigos de la negociación se configuran ahora como una fuerza parlamentaria, pero creo que no representa un gran triunfo, no llega a un tercio del Senado", destacó el académico de la Universidad Javeriana, Fernando Giraldo.

  • Abstencionismo y votos en blanco aumentaron

La abstención, que se mantiene entre un 55 y un 60%, sigue siendo alta, y los analistas la explican porque hay apatía de los votantes hacia la clase política y sus dirigentes, en los que no se ven representados.

Las autoridades electorales dijeron ayer que la elección de los cinco representantes en el Parlamento Andino tendrán que repetirse con otros candidatos, porque los votos en blanco superaron la mitad más uno del total de sufragios válidos.

Para el senador Juan Lozano, del Partido de la U, la "enorme abstención debe entenderse como el alarido del pueblo engañado, que progresivamente está dejando de creer en instituciones y dirigentes".

  • 49 curules en el Senado consiguió el domingo la coalición del Gobierno.
  • 19 escaños  fueron el primer resultado para el partido fundado por el expresidente.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)