5 de January de 2014 13:02

Temperatura en EE.UU. y Canadá oscilan entre los -23°C y los -29°C

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Estados Unidos, era azotado por una ola de frío polar, con sensaciones térmicas que podrían llegar a -50ºC, un récord en dos décadas, luego de soportar tormentas de nieve que causaron al menos 11 muertos.

Las autoridades exhortaron a la población a permanecer en sus casas y aprovisionarse ante la ola de frío que acosa el noreste de Estados Unidos y el sureste de Canadá.

En los estados del centro y norte del país, los servicios meteorológicos preveían que las temperaturas oscilaran entre los -23°C y los -29°C, con mínimas por la noche que alcanzarían alrededor de -34°C. Peor aún, con vientos soplando en fuertes ráfagas, las sensaciones térmicas podrían descender desde los -45°C hasta los -51°C.

"Los habitantes de Chicago tienen buen corazón, pero cuando las temperaturas descienden tan bajo como lo están pronosticando, será mejor prevenir las cosas con anticipación", destacó un portavoz de los servicios locales de asuntos sociales y familiares, citado en el Chicago Tribune.

La denominada 'Ciudad de los vientos' podría batir el lunes su récord de temperatura más baja registrada en un día, que fue de -24°C, nivel alcanzado el 18 de enero de 1994 y el 24 de diciembre de 1983, recordó The Weather Channel.

En Minnesota (norte), el gobernador Mark Dayton anunció que las escuelas públicas permanecerían cerradas el lunes: "He tomado esta decisión para proteger a nuestros niños de las temperaturas peligrosamente frías que están previstas para el lunes. Exhorto a todos los habitantes de Minnesota (...) a ser prudentes ante estas condiciones meteorológicas extremas", precisó en un comunicado.

Hacia un récord de frío para un partido de fútbol americano

"La exposición a temperaturas extremadamente frías puede ser causa de hipotermia o de congelamiento", lesión que puede provocar necrosis en la piel, advirtieron los servicios de la gobernación. "La piel puede congelarse en apenas cinco minutos con sensaciones térmicas de -45°C", señalaron los servicios meteorológicos de Minneapolis y Saint Paul, las "Ciudades Mellizas" de Minnesota.

En el vecino estado de Wisconsin, el encuentro de fútbol americano que enfrentará este domingo a los Green Bay Packers con los 49ers de San Francisco, en el marco de los playoffs de la NFL, podría marcar un récord como el partido disputado con más frío en la historia de la liga estadounidense.

Las nevadas que cubrieron el noreste de Estados Unidos y el este de Canadá el viernes, perturbando especialmente al transporte aéreo, podrían retornar sobre una vasta zona que iría desde el sur de Misisipi (sur) hasta Ohio (norte), según los servicios meteorológicos.

En el vecino Canadá, las nevadas y la temperatura invernal han provocado cortes masivos de energía en Terranova. En Quebec, el termómetro registró -29°C el viernes luego de haber marcado un récord de -33,9°C. Habría que remontarse a 1968 para encontrar registros de frío polar como éstos.

En el noreste de Estados Unidos, donde hubo grandes nevadas el viernes, se decretó el estado de emergencia en New Jersey y en el estado de Nueva York.

La ola de frío reinante generó problemas técnicos en aviones y provocó retrasos y cancelaciones de vuelos desde el aeropuerto John Fitzgerald Kennedy (JFK) de Nueva York (este) el viernes por la noche, dejando a grupos de pasajeros a la espera durante horas.

El sábado, se registraban 867 cancelaciones en todo Estados Unidos, de las cuales 94 eran en el JFK, que este domingo debió ser cerrado temporalmente al tráfico aéreo debido a la lluvia helada y nieve que causaron que un avión se saliera de pista, sin provocar víctimas.

Dos horas después, la terminal aérea reanudó sus operaciones, aunque con retrasos de casi dos horas en los despegues y la cancelación de unos quince vuelos debido a las inclemencias del tiempo.

Los otros dos aeropuertos cercanos, también sufren demoras, con un promedio de 40 minutos para el de La Guardia y el de Newark (en la vecina Nueva Jersey).

Desde comienzos del año, la ola de frío y la tormenta invernal ha dejado al menos 11 muertos en Estados Unidos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)