11 de April de 2014 16:07

Puerto Rico, Panamá y Trinidad ofrecen también papel a diarios de Venezuela

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Diarios de Puerto Rico, Panamá y Trinidad y Tobago se han sumado a la iniciativa colombiana de enviar papel prensa a diarios de Venezuela que carecen de ese material debido a trabas gubernamentales, señaló hoy, viernes 11 de abril, una fuente de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

"Ya son tres los países desde donde se ha comprometido el envío de papel a los colegas de Venezuela, imitando la iniciativa de Colombia, que por fin ha podido hacer llegar uno de sus camiones", dijo Claudio Paolillo, presidente de la Comisión para la Libertad de Prensa e Información de la SIP.

La semana pasada en la reunión semestral de la SIP en Barbados, Paolillo llamó a los diarios del continente a apoyar a los de Venezuela, como "únicos garantes" del flujo de la información en ese país, y enviarles papel para ayudarlos a cubrir temporalmente su carencia de material sobre el que imprimir.

La prensa venezolana tiene dificultades para comprar divisas e importar la materia prima de los rotativos por las restricciones impuestas por el Gobierno de Nicolás Maduro.

Precisamente el diario El Impulso, de la ciudad venezolana de Barquisimeto, recibió hoy 18 rollos de papel prensa enviados hace diez días desde Cartagena por la asociación colombiana Andiarios.

En total, Andiarios envió un cargamento de 52 toneladas tanto a ese diario como a El Nacional y El Nuevo País, ambos de Caracas, que esta previsto que reciban hoy 39 y 18 rollos, respectivamente.

"Es muy satisfactorio contribuir de esta manera a la libertad de prensa y al derecho a la información de los Venezolanos. Hemos recibido muchos mensajes de agradecimiento que nos llenan de emoción", dijo Nora Sanín, directora ejecutiva de Andiarios, respecto a una iniciativa que en Twitter se sigue con la etiqueta #Caravanadelpapel.

En un comunicado anunció que está previsto enviar otro cargamento, de 62 toneladas, a El Impulso, el diario más antiguo de Venezuela, gracias al apoyo del Instituto de Ciencia Política Hernán Echavarría Olózaga y de los diarios El Colombiano, El Espectador, El Heraldo, El País, El Universal, Hoy Diario del Magdalena, La Opinión, La Patria, y Vanguardia Liberal, todos de Andiarios.

Ese cargamento podría llegar a Venezuela a mediados de mayo, para sumarse así a los anunciados desde otros países de la región, que atendieron el llamado de la SIP como un gesto de apoyo a los diarios venezolanos y de defensa de la libertad de prensa.

Aunque es consciente de que la iniciativa de Andiarios es un gesto "simbólico", porque equivale al papel necesario para tan sólo quince días de circulación, la SIP quiere que esta iniciativa se convierta en abrumadora para el Gobierno de Nicolás Maduro.

"Sólo el hecho de haber dejado pasar ese primer camión ya es todo un gesto político, una muestra de que algo está cambiando", defendió hoy Paolillo, quien, aún así, no se atrevió a aventurar si puede ser un "indicio de relajamiento de Maduro en sus ataques a la libertad de prensa", según sus palabras.

El Nuevo Día, el diario de mayor tirada en Puerto Rico, ha anunciado que donará otras diez toneladas de papel y, según confirmó Paolillo, el Trinidad Express, el principal de Trinidad y Tobago, y La Prensa, de Panamá, también gestionan envíos.

"Se está poniendo en un aprieto al Gobierno de Maduro, al que ya le faltan los argumentos para liberar las toneladas de papel que tiene por ahí acumuladas y que se niega a facilitar a los medios independientes del país", apuntó Paolillo.

Según la ONG Espacio Público, en Venezuela han dejado de publicarse 13 periódicos y otros 17 han tenido que reducir su extensión, mientras que cada vez son más los que advierten de sus dificultades para mantenerse activos.

Por ello, Paolillo reiteró su llamamiento a otros diarios de la región para que "contribuyan a que nuestros colegas venezolanos, que hoy están en desgracia, sientan que no están solos y que van a poder seguir existiendo".

En Venezuela rige desde 2003 un control estatal de cambio que impide la libre compraventa de divisas, administradas de manera exclusiva por el Estado, que las vende de manera condicionada, en montos limitados y tras engorrosos trámites.

Para los dueños de los medios, los atrasos en la asignación de dólares representan un intento del Gobierno para "silenciar" a voces críticas, una posición compartida por la SIP, al tiempo que dirigentes oficialistas hablan de intento "chantaje político" con las denuncias de escasez de papel.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)