16 de August de 2010 00:00

La ola de calor no da tregua y los incendios siguen

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

En medio de la peor ola de calor en sus historias, Rusia, España y Portugal han luchado durante días por apagar cientos de incendios a través de sus países.

Al menos 14 grandes incendios continuaban consumiendo los bosques y campos del norte y el centro de Portugal, según admitieron las autoridades.

El de mayor intensidad se extiende por el parque de Peneda-Gerés, en la frontera con España, unos 100 kilómetros al norte de Oporto. Más de 200 bomberos, 51 vehículos, cuatro helicópteros y tres aviones luchan contra las llamas en este punto.

Las tareas de extinción se vieron dificultadas por lo inaccesible y montañoso de la zona, además de por los fuertes vientos que cambian frecuentemente de dirección. Las autoridades decretaron el estado de alerta en varias zonas del norte y del centro del país, que corren el riesgo de incendiarse debido a la extrema aridez del terreno. Tan solo el sábado se contabilizaron 448 incendios de diferente intensidad.

En tanto que en Rusia las autoridades afirmaron que habían conseguido reducir el tamaño de los incendios en zonas aledañas a la principal central nuclear del país, pero que los vientos cambiantes traían el olor a quemado de vuelta a Moscú.

Dos incendios seguían ardiendo en los pueblos de Popovka y Pushta, ubicados dentro de la reserva natural, donde unas 1 200 personas luchaban contra el fuego. El incendio en Popovka aún cubre 1 000 hectáreas, pero las autoridades han logrado controlar su expansión y el área más activa cubre apenas 30 hectáreas, precisó el ministerio en el Volga.

En España, la situación sigue siendo alarmante. En los poblados cercanos a Coruña, el fuego no cesa y el sábado ya se cobró la vida de dos bomberos. La gente ayuda con canecas de agua para apagar las llamas. DPA y AFP

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)