19 de May de 2010 00:00

A. Latina pide un mejor trato a los inmigrantes

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Madrid.

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La Unión Europea (UE) y América Latina concluyeron ayer una cumbre en la que concretaron acuerdos comerciales. Además, reforzaron su compromiso a cooperar como socios para solventar los efectos de la crisis económica mundial.

Líderes de ambos bloques discutieron en la Cumbre UE-Latinoamérica la necesidad de profundizar sus lazos y concretaron la reapertura de negociaciones entre Europa y el bloque aduanero sudamericano Mercosur, un acuerdo comercial con América Central y la creación de un fondo promotor de inversiones en América Latina.

En una declaración conjunta, manifestaron su compromiso a cooperar en la creación de una nueva arquitectura financiera internacional para recuperarse de una crisis económica que ha llevado a varios países europeos a tomar medidas de austeridad.

“Hemos aprendido algunas lecciones. Primero, la crisis económica podría no haber acabado. Segundo, necesitamos una mayor regulación financiera en sentido amplio y tercero, en una situación como esta la respuesta tiene que ser más global”, dijo el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, destacó la buena respuesta de Latinoamérica ante la crisis económica. “Hemos constatado la fortaleza de Latinoamérica frente a la crisis. Latinoamérica soporta bien la crisis, está creciendo y tiene por delante años de crecimiento económico”, indicó.

Para la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, la cumbre reflejó un nuevo balance de poder en ambas regiones, cuyos líderes se sentaron cara a cara y de igual a igual.

Fernández no dejó de lado el aporte de la migración al señalar que los países de América Latina ven con “mucha preocupación el trato dado a inmigrantes en el mundo desarrollado”, al que piden “evitar conductas y sanciones de leyes”. El presidente brasileño, Lula da Silva, también exigió a los países de la UE y de América Latina y el Caribe “dar ejemplo” en la gestión de la migración con soluciones justas y solidarias.

Ante la demanda, Zapatero, jefe del gobierno español y presidente de turno de la UE, respondió que “toma nota” del impacto de la crisis en los inmigrantes latinoamericanos en Europa y dijo que se “responsabiliza”.

España cuenta con un 12% de población extranjera y un cuarto de ella es latinoamericana.

Además del relanzamiento de las estancadas negociaciones entre la UE y el Mercado Común del Sur (Mercosur) -conformado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay como miembros plenos-, se cerró un acuerdo comercial con Centroamérica, el cual abre puertas a los productos de la región en un selecto mercado de 500 millones de consumidores.

Desde Guatemala a Panamá, pasando por Costa Rica, El Salvador, Honduras o Nicaragua tanto gobiernos como sectores productivos han mostrado su satisfacción por la conclusión de este acuerdo, que marca, según se indicó ayer, un hito histórico, ya que es el primero entre dos regiones.

Argentina insta a Reino Unido

La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, pidió ayer al nuevo Gobierno británico la reapertura de las conversaciones sobre la soberanía de las Islas Malvinas, a lo cual el secretario de Estado de Reino Unido respondió tajantemente que es innegociable.

Las posiciones encontradas que recrudecen la extensa disputa entre ambos países por el archipiélago ubicado en el sur del océano Atlántico se dieron en el marco de la Cumbre UE-Latinoamérica que se celebra en Madrid.

La presidenta argentina criticó la respuesta del Gobierno británico y le instó a cumplir con la resolución de Naciones Unidas (ONU) que anima a ambos países a negociar sobre la soberanía de las Islas Malvinas.

“La convocatoria no es de la Argentina, es de Naciones Unidas a ambos países para que se sienten a dialogar sobre la cuestión soberanía (...) negarse al diálogo no habla de alguien que quiera formar parte de una sociedad sujeta al derecho internacional”, dijo Fernández en rueda de prensa.

“Me parece que el Reino Unido, un país muy importante en el concierto de Naciones Unidas, debería dar el ejemplo y someterse a las resoluciones de Naciones Unidas”, insistió. “No puede haber doble estándar”.

Argentina y el Reino Unido mantienen una extensa disputa diplomática por las islas, situadas a unos 640 km de distancia de la costa argentina. La discrepancia más reciente fue en relación a perforaciones petroleras en las islas. Una invasión argentina en 1982 provocó una guerra que dejó casi 1 000 muertos y terminó tras pocas semanas de enfrentamientos con la rendición del país sudamericano.

Algunos logros

El Jefe del Gobierno español enumeró como uno de los logros de esta VI cumbre birregional la aprobación del mecanismo de facilidad de inversiones para América Latina, que movilizaría “hasta 3 000 millones de euros para las infraestructuras que necesita la región”.

También mencionó los acuerdos comerciales alcanzados por la UE con Perú, Colombia y América Central y la reactivación de las negociaciones con el Mercosur.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, quien será el anfitrión de la próxima cumbre UE-Latinoamérica, criticó que las soluciones a los problemas llegaban con lentitud.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)