12 de April de 2014 18:38

Un joven es el primer muerto tras ocupación militar en favelas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0

Un joven de 18 años se convirtió hoy 12 de abril en el primer muerto registrado en el conjunto de favelas Maré, en Río de Janeiro, desde que las Fuerzas Armadas ocuparon hace una semana las 15 comunidades de la barriada, localizada en una zona estratégica de la ciudad sede de la final del Mundial de Brasil 2014.

Según los soldados, el joven, a quien calificaron de "sospechoso", se resistió a la orden de detención, intentó huir e intercambió disparos con los efectivos, que lo ultimaron con varios tiros de fusil.

El Comando de Pacificación, que coordina la ocupación de la violenta barriada, afirma que el incidente ocurrió cuando cuatro agentes circulaban por las calles de una de las favelas y vieron a dos sospechosos, a quienes dieron la voz de alto. Ambos corrieron y uno de ellos, el joven fallecido, fue quien reaccionó con disparos.

Los vecinos del lugar, en tanto, rechazan que se trate de un delincuente, aseguran que el adolescente muerto trabajaba en un lavadero de automóviles, y acusan a la policía de haber "plantado" pruebas de que era traficante, en referencia a las municiones de un arma de nueve milímetros y un radiotrasmisor que los militares dijeron haber hallado junto al cadáver.

Los cuatro militares involucrados en el incidente se presentaron hoy a declarar ante la policía civil, que investiga el caso. En protesta contra la muerte del adolescente, los vecinos interceptaron con barricadas incendiarias tres de las principales arterias de la ciudad: las autopistas Linha Amarela y Linha Vermelha y la Avenida Brasil. Las tres se ubican en los alrededores de Maré y conectan el centro de la ciudad con el aeropuerto internacional Tom Jobim.

Durante la manifestación fueron detenidas dos personas, entre ellas un ex paracaidista de la Brigada Militar. Debido a la estratégica localización del complejo, su ocupación por parte de unos 2 700 efectivos del Ejército y la Marina, que permanecerán allí hasta el 31 de julio, fue considerada estratégica por las autoridades en la búsqueda por garantizar la seguridad durante el Mundial, que se extenderá entre el próximo 12 de junio y el 13 de julio.

El viernes, en un incidente de características semejantes resultó herido un menor de edad, quien fue alcanzado por un disparo de fusil en una pierna, también en un presunto enfrentamiento con los militares.

Desde el sábado pasado, cuando los militares ingresaron a Maré para sustituir a los agentes de la policía militarizada que habían ocupado la barriada una semana antes, ocho personas fueron detenidas y tres menores de edad fueron conducidos a hogares de reclusión para adolescentes.

La intervención militar en Maré fue solicitada al gobierno de la presidenta Dilma Rousseff por el ex gobernador Sergio Cabral a raíz de una serie de atentados contra unidades policiales que se produjeron el mes pasado.

Próximamente, Maré, donde viven unas 40 000 personas en un área de unos 10 kilómetros cuadrados, recibirá una Unidad de Policía Pacificadora (UPP), dispositivo que se enmarca en el programa de pacificación de las favelas impulsado por Cabral. Será la UPP número 39 que se instalará en barrios pobres de Río y su región metropolitana en el marco del programa, que busca expulsar a las bandas de delincuentes que controlan las comunidades desde hace décadas y llevar servicios públicos y proyectos de urbanización.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)