30 de December de 2010 00:00

El descontento de sindicatos y transportistas aumenta

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
La Paz.

El poderoso gremio del transporte, juntas vecinales y sindicatos de Bolivia preparan para hoy protestas por el alza del 83% del precio del combustible.

Para paliar los efectos del drástico ajuste, el presidente Evo Morales, aumentó ayer en 20% los salarios de la Policía, Fuerzas Armadas, Educación y Salud.En un mensaje radiotelevisado desde la casa de Gobierno dijo anoche: “Ya tenemos firmado el decreto supremo.

Las protestas contra la impopular alza de los precios del diésel y la gasolina que han sido dispersas y espontáneas empiezan a articularse y hoy será un día crucial para determinar el costo político de la decisión del Mandatario.

Ayer algunas protestas fueron reportadas en capitales departamentales como Oruro o Potosí, mientras que en El Alto, ciudad vecina a La Paz, grupos cívicos cerraron vías para expresar su malestar. Los 5 000 mineros de Huanuni, el mayor yacimiento de estaño y plata del país, cumplen un paro de 24 horas y amenazan con avanzar hacia La Paz si Morales no revisa su medida.

Los habitantes de El Alto le dieron ayer plazo de 24 horas al Gobierno para que anule el alza de las gasolinas y exigen la renuncia de dos ministros a los que responsabilizan por el aumento de precios de los alimentos.

Fanny Nina, presidente de la federación de vecinos de El Alto, anunció que el próximo lunes se iniciaría una huelga general.

Un simpatizante del Movimiento al Socialismo (MAS), partido del presidente Morales, resultó herido en la protesta callejera en El Alto. En medio del descontento, Morales garantizó ayer que no habrá “corralito bancario” en Bolivia ante rumores que generaron largas filas de gente empeñada en retirar su dinero de los bancos tras la eliminación de la subvención estatal a las gasolinas.

El Mandatario acusó a la oposición de generar una ola de rumores sobre un inminente corralito bancario, la depreciación del dólar 7,04 a 5 bolivianos e incluso de una confiscación de los ahorros bancarios en dólares.

Con muchas diferencias internas y una fuerte polarización política los sindicatos perfilan protestas de diversa índole desde hoy en la mayoría de las ciudades.

La Confederación de Choferes llamó a sus afiliados a una protesta con “un paro contundente nacional” del sector, con cortes de rutas, dijo Franklin Durán.

Los conductores ya realizaron una huelga el lunes pero luego unilateralmente decidieron aumentar las tarifas hasta en 100%, con lo cual las unidades volvieron al servicio. Luego el martes el Gobierno anunció que autorizaba alzas de tarifas hasta de 30%, lo que volvió a generar el malestar.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)