2 de May de 2011 00:01

Cuba no apoyó a Quito en el conflicto con Bogotá

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0



Especial: los cables de Wikileaks sobre Ecuador

Cuba nunca fue solidaria con la posición ecuatoriana durante el conflicto diplomático entre Ecuador y Colombia desatada a raíz de la incursión militar colombiana, el 1 de marzo del 2008, durante el ataque al campamento que la guerrilla de las FARC tenía en territorio ecuatoriano y en el que murió el comandante guerrillero Raúl Reyes.

Este comportamiento del Gobierno cubano se explica en su deseo de no perjudicar sus relaciones con Colombia pero también en el interés que tenía Raúl Castro de bajar las tensiones de su país con los Estados Unidos.Esta revelación aparece en uno de los cables que la organización Wikileaks entregó a EL COMERCIO. Se trata del cable 150081 que fue elaborado el 16 de abril del 2008 en la Embajada de Washington en Bogotá.

El cable relata una conversación que el embajador colombiano en La Habana, Julio Londoño Paredes, mantuvo con funcionarios de la Embajada de los EE.UU. en Bogotá y a la que le dan mucha importancia porque, según dicen, Londoño es un gran conocedor de los temas cubanos.

El documento revela que este comportamiento de parte del Gobierno de Cuba se mantuvo a pesar de los insistentes pedidos de Ecuador para que tome una posición a favor de la tesis ecuatoriana. Incluso asegura que el Embajador ecuatoriano en la isla pidió explicaciones de los cubanos siguiendo instrucciones emitidas desde la Cancillería.

El diplomático dijo a la Embajada de los EE.UU. que Cuba tenía “un inusual y discreto papel en la disputa diplomática surgida entre Ecuador y Colombia”.

Asimismo, relató que “los cubanos han sorprendido por su casi absoluto silencio en el tema”. El ministro de Relaciones Exteriores de ese país, Pérez Roque, según Londoño, bajo instrucciones dadas por Raúl Castro, dijo a un grupo de embajadores de América Latina que el gobierno de Cuba valora igualmente los vínculos que mantiene con Colombia que con Ecuador.

Según el Embajador colombiano, Cuba no ha sido partidaria de que el tema se trate en un foro donde no esté presente Estados Unidos, como había sido la opinión del presidente ecuatoriano Rafael Correa.

El informante le dijo a la Embajada que ha visto pequeños pero importantes signos de que el Gobierno de Cuba quiere bajar la temperatura con Washington.

Londoño agregó que la posición de Cuba en la disputa entre Ecuador y Cuba es la de mantenerse alejada y con total imparcialidad.

Para demostrar esto, Londoño dijo que los funcionarios cubanos, comenzando desde el presidente Raúl Castro, han tenido una actitud inusual al no comentar ni pública ni privadamente sobre quién tiene la razón y quién está equivocado en la disputa diplomática.

En todo caso, Londoño dijo estar convencido, aunque no tiene pruebas, de que los cubanos le han pedido al presidente venezolano, Hugo Chávez, ya sea directamente o en conversaciones privadas que se baje el tono de su “inflamada retórica” en el tema.

Esta actitud incluso fue notoria en Fernando Ramírez de Estenoz, secretario internacional del Partido Comunista Cubano, quien le pidió en varias reuniones la opinión colombiana sobre el tema y a la que nunca refutó.

Durante una cena en el Hotel Nacional con los embajadores de América Latina, el canciller cubano Pérez Roque alabó las relaciones de Cuba con Ecuador pero añadió que valora por igual sus estrechos vínculos con Colombia.

En ese contexto el Canciller cubano dijo que a Cuba le interesaba ver a Colombia y a Ecuador resolver sus problemas diplomáticos de forma amigable.

El cable también dice que el Embajador colombiano supo que el Gobierno ecuatoriano trató por varios medios de conseguir el apoyo cubano pero que eso fue infructuoso. Le dijo a la Embajada que su colega ecuatoriano en La Habana, Universi Zambrano, le contó que había recibido instrucciones de llamar a los funcionarios cubanos y pedirles una explicación sobre su posición. Londoño dijo a la diplomacia estadounidense que él sabe que Zambrano fue recibido por un equipo de alto nivel en el Ministerio de Relaciones Exteriores cubano para expresar la impaciencia ecuatoriana por la impavidez de ese país en el tema aunque nunca supo cuál fue la respuesta de los cubanos.

Aunque Fidel Castro, en uno de sus escritos, dijo que la solución amistosa entre los presidentes de Ecuador, Rafael Correa, y de Colombia, Álvaro Uribe en la reunión regional en la República Dominicana se debió a la ausencia de Estados Unidos, esto no quiere decir que esa sea la opinión de Raúl Castro, quien en ningún momento ha expresado su interés en que el tema sea tratado en foros donde no esté ese país. Esto, según Londoño, se debe al interés de Raúl Castro en bajar las tensiones entre EE.UU. y Cuba.

El cable de la Embajada de Bogotá dice que las opiniones de Londoño son importantes porque se trata de uno de los diplomáticos con más experiencia en Cuba. Según este funcionario, Raúl Castro acepta las opiniones de su hermano Fidel pero no necesariamente las comparte. En ese sentido dijo que el retiro de las pancartas antiestadounidenses en La Habana es otra señal de que Cuba quiere tener un posición más pragmática y menos ideológica frente a los EE.UU.

En el comentario final del cable, la Embajada de los EE.UU. en Cuba dice que Londoño les informó que el presidente Uribe le había encargado que se hiciera cargo de la búsqueda de un arreglo de la disputa con Ecuador y que ese trabajo lo haría manteniéndose como Embajador en Cuba.

“Londoño tiene muy buenos vínculos profesionales con funcionarios oficiales aquí pero no es un incondicional (sycophantic, en inglés) como muchos de sus compañeros. Desde esa perspectiva, su análisis sobre los esfuerzos de Raúl Castro para bajar el contenido ideológico del comportamiento cubano merece consideración”, dice al final el cable.

Ataque del 2008

Luego del bombardeo colombiano de Angostura, el Gobierno ecuatoriano rompió relaciones con Colombia, porque violó la soberanía ecuatoriana y no actuó de forma conjunta con Ecuador.

Sin embargo, en otros cables de Wikileaks se aseguró que Uribe no informó a Ecuador del ataque por temor a que se filtrara información a la guerrilla de las FARC.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)