2 de January de 2014 22:59

Corea del Norte levanta sospechas al usar material foráneo en su estación de esquí

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Corea del Norte utiliza equipos de fabricación extranjera en su nueva estación de esquí, según muestran fotografías publicadas por la agencia estatal KCNA, lo que indica que el país podría haber evadido las sanciones comerciales que le impuso la ONU.

Las imágenes divulgadas por la KCNA muestran una moto de nieve del modelo "Ski-Doo", fabricada por la empresa canadiense BRP, un producto de lujo cuya venta a Pyongyang está en teoría vetada por la resolución que el pasado marzo dictó contra el país el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

NK News, el portal especializado en Corea del Norte que se hizo eco hoy de este hecho, también detectó en las fotografías de la agencia norcoreana que los cañones de nieve estaban fabricados por la firma sueca Areco y las máquinas quitanieves eran de dos marcas de Alemania e Italia.

Después de que Corea del Norte llevara a cabo el pasado febrero su tercera prueba nuclear, el Consejo de Seguridad de la ONU endureció las sanciones sobre el país, que incluyeron la prohibición internacional de vender productos de lujo al régimen de Kim Jong-un.

Pyongyang anunció el día de Año Nuevo la inauguración de su nuevo "resort" de esquí, que cuenta con 10 pistas, según la KCNA, con sus correspondientes remontes y equipos, además de otras instalaciones como tiendas y restaurantes.

La primera estación de esquí norcoreana se considera un proyecto personal de Kim Jong-un, de unos 30 años de edad, que estudió varios años en Suiza y al que expertos señalan como un aficionado a este deporte invernal.

El empobrecido régimen norcoreano considera el turismo como una importante fuente de ingresos, según analistas, por lo que pretende elevar con el nuevo complejo la afluencia de visitantes extranjeros durante la larga época invernal coreana.

La estación de esquí también ha reportado críticas de quienes consideran que el régimen ha derrochado en un proyecto superfluo un dinero que podría haber invertido en combatir las frecuentes hambrunas que sufre la población, especialmente en el medio rural. EFE

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)