26 de February de 2014 14:48

Cadena perpetua para hombres que mataron soldado en plena calle en Londres

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Dos extremistas musulmanes que mataron a un soldado británico en plena calle en Londres el 22 de mayo del año pasado fueron condenados hoy 26 de febrero a prisión perpetua por el tribunal penal de Old Bailey, en la capital inglesa. Michael Adebolajo, de 29 años, no podrá salir en libertad nunca más.

Su cómplice de 22 años, Michael Adebowale, deberá cumplir con un mínimo de 45 años antes de solicitar la libertad. Los dos son británicos de origen nigeriano. Los dos hombres atropellaron con un auto a Lee Rigby, un soldado de 25 años, y luego lo asesinaron en plena calle con cuchillos, entre ellos uno de carnicero.

Fueron grabados por un peatón, que registró como gritaban consignas islamistas. La justicia británica no cree, sin embargo -a diferencia del gobierno-, que el ataque tenga un trasfondo terrorista. En la sala del tribunal se vivieron hoy escenas turbulentas. Los dos acusados, que pidieron que el tribunal los llamara por sus nombres musulmanes, gritaron al juez principal, Nigel Sweeney, cuando éste les dijo que ellos representaban "una traición del Islam". "¡Eso es mentira!", le gritaron.

Las fuerzas de seguridad arrojaron a los hombres al piso y los sacaron de la sala, por lo que sus condenas fueron leídas en su ausencia. Sweeney dijo al leer la condena que el caso del hombre de 29 años es "uno de los pocos" en los que es necesario condenar al acusado a prisión perpetua sin la posibilidad de que sea liberado antes de morir. El Reino Unido es criticado internacionalmente por este tipo de condenas.

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos pidió en varias oportunidades al Reino Unido que revea esta práctica. Los dos condenados cometieron el crimen de forma brutal y sangrienta intencionalmente para alcanzar "la mayor cobertura posible" en los medios, indicó el texto del tribunal. La víctima, un padre de familia de 25 años que se encontraba en camino a su cuartel, no le había hecho nada a los agresores.

Durante su condena por asesinato en diciembre, después de un juicio en el que se describieron como "soldados de Alá", afirmaron que cometieron el asesinato porque los soldados británicos están matando musulmanes en Cercano Oriente. Los acusados se habían declarado antes "no culpables". Sin embargo, de acuerdo con el juez, el proceso demostró que había "pruebas contundentes" de su culpabilidad.

En una declaración leída ante la corte antes de la sentencia, la viuda de Rigby, Rebecca, señaló: "De todos los sentimientos que tengo, el que supera todo es que sé que mi hijo crecerá y verá imágenes de su padre que ningún hijo debería soportar jamás, y no hay nada que yo pueda hacer para cambiar esto".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)