20 de April de 2014 00:11

Autodefensas y pacto oficial

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Michoacán es un hervidero. Esta semana la noticia traía un pacto insólito. El Gobierno del Estado había arribado a un acuerdo con las autodefensas. Se trata de grupos armados irregulares que luchan contra los Caballeros Templarios, un cartel del crimen organizado y mafia narcotraficante. ¡Vaya coctel! Las autodefensas son grupos civiles armados hasta los dientes para combatir al crimen ante la impotencia ciudadana y la inoperancia de las fuerzas del orden. Las autodefensas son, obviamente, ilegales. Por eso suena absurdo que grupos que operan al margen de la ley arriben a acuerdos con el establecimiento oficial, como en este caso, con el comisionado Federal para la Seguridad y el Desarrollo Integral de Michoacán.

Pero en Michoacán y en otros sitios de México la realidad supera la ficción. La muerte que el narcotráfico y el crimen riega, los secuestros, amenazas, intimidación y las ocupaciones militares fallidas llevaron a mucha gente al camino de las armas para protegerse. Esa deriva es peligrosa. El extraño acuerdo, si no se supiera que es ilegal, entraña la devolución de armas o el registro de ellas, la desmovilización, las legalizaciones y hasta la protección a los líderes.

Las autodefensas de Bue­navista, Los Reyes, Apatzingán, Churumuco, Huatama entre otros, hasta en 30 municipios, formalizaron el compromiso. El comisionado Alfredo Castillo y el dirigente de los grupos armados José Manuel Mireles hicieron los curiosos acuerdos.

Se presume que las autodefensas entregarán datos a las fuerzas del orden para combatir a los narcos y criminales.

El caso, con matices y particularidades, conlleva similitudes con otros grupos armados irregulares de nuestro continente. ¿Quién no puede comparar este episodio con el de las Autodefensas Unidas de Colombia, AUC, que se formaron con paramilitares para combatir a la guerrilla? Todo al margen de la ley. La película de Michoacán puede ser una triste historia repetida.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)