29 de December de 2014 22:18

Los gigantes deleitan en el suburbio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 7
Juan Carlos Mestanza

Tres personas pintan con diversos colores parte de la enorme figura que es motivo de admiración por parte de transeúntes de las calles Capitán Nájera y la 20, suburbio de Guayaquil. “Papi ese es Koopa”, grita un adolescente desde la ventana de un auto.

Se trata de una tortuga del videojuego de Mario Bros, una de las 39 figuras, convertidas en monigotes gigantes en el oeste de Guayaquil.

Esa cifra corresponde a un censo elaborado por el Benemérito Cuerpo de Bomberos de Guayaquil hasta el pasado 19 de diciembre. El número supera en un 50% la cantidad del año anterior.

Omar Espinoza es el mentalizador de Koopa y de otros tantos gigantes desde 1995, cuando se convirtieron en los pioneros en la elaboración de esta clase de monigotes en el suburbio.

Cree que debería haber apoyo de autoridades para fomentar este arte. “Empezamos hace 19 años con un Tazmania de cinco metros. Por cuatro años fuimos los únicos en el suburbio en hacer monigotes gigantes a manera de un arte”, dice Espinoza.

Es el mismo criterio que impulsa a Adolfo Alvarado, en la 15 y Capitán Nájera, a realizar algo similar desde hace siete años. Es el creador de Terminator, que llama la atención por la laboriosidad y detalles.

En la noche, los ojos, pecho, brazos y piernas destacan por su iluminación. “Por problemas personales el muñeco estuvo botado todo noviembre, pero por ser una tradición en el barrio decidimos retomarlo en diciembre; trabajando las madrugadas hemos podido terminarlo”, dice el joven de 19 años.

A una cuadra más, en la 15 y Medardo Ángel Silva, 20 monigotes llaman la atención de muchas personas que llegan a tomarse fotos, previo al pago de USD 1 como una especie de “caridad para el viejo”.

Wilson Montesdeoca lidera un equipo de cinco personas que realizó el trabajo, una representación de la serie 'The Walking Dead'.

Se trata de un grupo de zombis que es elaborado desde febrero y que entre noviembre y diciembre se le dio el remate final. “El que más trabajo dio fue el caballo que tiene seis metros. El año pasado hicimos al Rey Escorpión que eran 16 muñecos”.

Los “años viejos gigantes” del suburbio se han convertido en una tradición entre habitantes de ese populoso sector de la parroquia Febres Cordero, en su mayoría jóvenes.

Mr. Duff, un muñeco de la serie de los Simpson, de 10 metros de alto, es fruto del trabajo de casi tres meses de seis jóvenes de la 29 y Febres Cordero. Su líder David Gavilánez cuenta que empezaron los fines de semana y que el último mes han trabajado hasta la madrugada.

En la 29 y Capitán Nájera, Sandro Flores le da los últimos brochazos a Jason (Martes 13, en el que ha invertido USD 80 ya que también ha recibido la colaboración de familiares y vecinos con materiales varios.

En las calles Capitán Nájera y la 23 llama la atención Thanos de Marvel, al cual Tommy León, Carlos Malo y Kevin Morales le dieron forma los últimos dos meses. “Nos motiva el mensaje de nuestro arte, ver la sonrisa de los niños al tomarse una foto”, comenta Malo.

Hay otros viejos gigantes como Mario Bros en la 16 y Capitán Nájera elaborado por John Mendoza; Goro en la 16 y Huancavilca de Luis Crespo; Batman en la 16 y Huancavilca de Mauricio Arias y Cristian Jaramillo... los cuales serán motivo de visita de turistas nacionales y extranjeros hasta el 10 de enero, pues mañana 31 de diciembre no serán quemados.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)