4 de January de 2010 00:00

Masiva concurrencia en Guayaquil al pago del impuesto predial

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Guayaquil

La respuesta fue masiva. Hoy, cientos de personas acudieron a las ventanillas del Municipio de Guayaquil, con el fin de cumplir con el pago de los impuestos prediales 2010, en el primer día laborable del año.

Desde  muy temprano,  empezaron  a formarse columnas en los exteriores del edificio municipal. A las 06:00 ya había decenas de personas esperando la apertura de las 22 ventanillas dispuestas. Durante  2010  se  espera  cobrar, en impuestos municipales, unos USD 24 millones.

Con el inicio de la atención, a las 07:00, la asistencia de contribuyentes  aumentó. Las largas filas se formaron dentro de la Plaza de la Administración, en los exteriores de la Municipalidad, sin que afecte el tránsito vehicular.

Manuela Hidalgo, de 76 años, estuvo entre las primeras en ser atendidas. Destacó la celeridad de los funcionarios. “Aquí adentro todo fue rápido”, dijo.

Lo mismo destacó Marcelo Cruz (82), quien  esperaba sentado sobre su bastón, del que se desplegaba un asiento. A Henry Chaguay, quien se movilizaba con dificultad apoyado en dos muletas, le dieron las facilidades para que ingrese directamente.

Ellos formaban parte de la columna destinada a las personas de la Tercera Edad y con capacidades especiales. Para ellos se habilitaron seis ventanillas  en el sector de la calle 10 de Agosto. Antes de ingresar esperaban cómodamente sentados en 40 sillas.

Esas personas duplicaban el número de los que esperaban, también de manera ordenada, para cancelar sus tributos en las 16 ventanillas distribuidas en las calles  Pichincha y   Ballén.

Cerca de las 10:00, María Yagual salió del área de cobros. Había cancelado USD 30,79. “Me gusta pagar siempre el primer día del año, para no gastar en otra cosa la plata. Y de paso, aunque es poco, me beneficio del descuento del 10%”, comentaba.

Omar Stracuzzi, director financiero municipal, explicó que este año se pagará  un 19,97% más. Se trata de un reajuste por la recuperación de la inflación acumulada durante los últimos  4 años, en que no se aumentó dicho rubro. “La Ley de Régimen Municipal determina cada 2 años hacer un ajuste al valor de la propiedad”.

Según el funcionario, la masiva presencia de ciudadanos no solo tiene que ver con el descuento del 10%. También por la cultura del guayaquileño, mostrada en los últimos años, por el nivel de aceptación y credibilidad que tiene la Municipalidad al devolverle esos tributos en obras y servicios.

Por la alta temperatura, el Municipio colocó  carpas para proteger del sol al contribuyente y para el  personal de Mas Salud. También se repartió de manera gratuita botellas de agua, para aplacar la sed de los ciudadanos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)