1 de mayo de 2015 15:08

En Ibarra una marcha por el 1 de Mayo finalizó con almuerzo comunitario

La Pamba Mesa o almuerzo comunitario se realizó con los alimentos que llevó cada comunero. Foto: José Luis Rosales/ EL COMERCIO

La Pamba Mesa o almuerzo comunitario se realizó con los alimentos que llevó cada comunero. Foto: José Luis Rosales/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 13
José Luis Rosales

El aroma de habas, choclo, papas… se esparció por la Plazoleta Francisco Calderón, en Ibarra, provincia de Imbabura, ubicada en el norte de Ecuador.

En esta céntrica plaza se congregaron unos 500 indígenas de los Pueblos Kichwas Karanki, Natabuela, Otavalo y Kayambi de la Sierra norte. Ellos fueron convocados por la Federación de Indígenas y Campesinos de Imbabura (FICI) a participar en la marcha por el Día Internacional del Trabajo. También para celebrar los 41 años de la organización indígena.

Previamente, los comuneros se concentraron en el parque El Ejido, en el sur de la capital Imbabura. Desde ahí emprendieron una caminata, de unos 3 Km de distancia, que recorrió las calles y franqueó edificios públicos como la Gobernación de Imbabura y el Municipio local.

“La lucha sigue y sigue” fue una de las tanta arengas que gritaron en oposición al Gobierno. Rocío Cachimuel, líder de la organización, comentó que esta manifestación pacífica es en contra de las políticas del Gobierno nacional, las cuales consideran les afectan.

Luego de los discursos de varios dirigentes indígenas vino una reunión en torno a la llamada Pamba Mesa (almuerzo comunitario, en quichua).

Unas siete mujeres prepararon el ágape. Sobre dos plásticos, que fueron colocados en el piso, se improvisó el comedor. Ahí, también depositaron arroz, pasta, queso, bananos, para que los asistentes puedan degustar.

Rosa María Andrango, vecina del cantón Otavalo, llevó fréjol y mote (maíz cocido) para compartir con vecinos y asistentes al banquete andino. “Nosotros compartimos e intercambiamos nuestro Kucabi –alimento que se lleva a un viaje-”.

Josefina Lema, yachay o mujer sabia, explica que como dicta la tradición la Pamba Mesa se sirve en ocasiones especiales como en mingas (trabajo comunitario) y en festividades.

Este rito comunitario también tiene sus creencias entre los comuneros. “Cuando se reparte los alimentos en un plato siempre falta, en cambio, cuando ponemos en la Pamba Mesa siempre sobra”, asegura Lema.

Entre tanto, mujeres como Asunción Linquinchana, del cantón Cotacachi, aprovechó la reunión para tejer pulseras de hilo. La campesina asegura que produce una docena diaria de esas artesanías, por la que le pagan USD 2.

Esta fue una de las tres movilizaciones opositoras que se efectuaron este 1 de mayo. Antes desfilaron, por separado, los obreros del Frente de Defensa de los Derechos de los Trabajadores de Imbabura y los integrantes de la Unión Nacional de Educadores, trabajadores del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, jubilados, entre otros.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (0)