20 de noviembre de 2016 13:33

Luis Chiriboga es condenado a 10 años por lavar USD 6 millones

Luis Chiriboga, Pedro Vera (izquierda-segunda fila) y Hugo Mora (con las manos en el rostro) fueron condenados ayer.

Luis Chiriboga, Pedro Vera (izquierda-segunda fila) y Hugo Mora (con las manos en el rostro) fueron condenados ayer. Foto: Alfredo Lagla / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 7
Indiferente 6
Sorprendido 8
Contento 218
Fernando Medina
Redactor (I)

La sentencia fue unánime. Eran las 19:00 de ayer, cuando la jueza Miriam Escobar condenó a 10 años de cárcel al expresidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), Luis Chiriboga Acosta.

La pena se fijó luego de que los jueces comprobaran su culpabilidad en el lavado de USD 6,1 millones durante su gestión al frente de la Ecuafútbol.

La misma sentencia recibió Hugo Mora, extesorero de la FEF. Mientras que para el excontador Pedro Vera, los jueces impusieron tres años y cuatro meses de prisión.

La lectura del fallo judicial empezó a las 18:30. Una hora antes llegó Chiriboga junto a sus dos abogados. El exdirectivo del fútbol ingresó y saludó con sus familiares. Sonreía y se abrazaba con los defensores de sus dos excolaboradores.

30 minutos después su semblante cambió. Salió de la sala molesto y callado. No respondió preguntas. Familiares y amigos se acercaban para abrazarle. “No pasa nada, vamos a impugnar, tranquilo”, eran las frases que le repetían mientras le daban palmadas en los hombros.

El exdirigente abandonó el tribunal en su vehículo y fue custodiado por un policía. Luego, su abogado Mauricio Garrido aclaró que el extitular de la Federación aún es inocente. El defensor dijo que apelarán a la sentencia, la cual considera que no tiene “ningún tipo de fundamento”. Por eso, precisó que esperarán a la notificación escrita para analizar los argumentos y pronunciarse. También aseguró que el juicio en contra del exdirigente deportivo es una “persecución” y mantiene su postura sobre la inexistencia del delito.

Sin embargo, para los jueces y la Fiscalía, el delito sí existió. De hecho, en la sentencia se detalla que el dinero que no fue justificado corresponde a transacciones por la suscripción de contratos con las empresas Cross Traiding, Sport TV y el Grupo Full Play, firmas a las que se les entregó los derechos de transmisión de los partidos de la Selección.

La investigación fiscal también menciona otros rubros que fueron derivados de la Conmebol como donaciones que no se han justificado.

Por eso, dentro de la sentencia, los jueces determinaron que los tres procesados paguen una multa al Estado de más de USD 12 millones, es decir el doble de lo que habrían afectado. Los bienes de los exdirigentes serán decomisados en los próximos días, según el fallo judicial.

La fiscal, Diana Salazar se pronunció tras la diligencia y anunció que el caso no se ha cerrado, pues se ordenó la apertura de una nueva indagación por lavado de activos en contra de los actuales dirigentes de la Ecuafútbol.

Al igual que los abogados de Chiriboga, la Fiscalía analizará la notificación escrita, pues las penas impuestas fueron menores a las que se solicitó. Por ejemplo, para Chiriboga, la fiscal Salazar pidió la máxima pena de 17 años de cárcel por considerarlo coautor, al igual que Mora.

Vera, en cambio, fue señalado como cómplice. Estos dos últimos guardan prisión en la cárcel 4 de Quito desde el 7 de septiembre. En tanto, Chiriboga, por ser de la tercera edad tiene arresto domiciliario desde diciembre . Ayer retornó a su casa hasta un pronunciamiento de los magistrados.

En la audiencia, los familiares de Vera y Mora lloraron tras escuchar la condena y la calificaron de injusta. Incluso en la mañana, los parientes del extesorero emitieron un comunicado que decía, entre otras cosas, que todos los egresos de dinero de la Ecuatoriana de fútbol son aprobados por el presidente o vicepresidente.

Además -señalan- para girar cheques hay tres firmas registradas en los bancos: del presidente, vicepresidente y tesorero, y firman en conjunto. “Es decir, presidente y tesorero o vicepresidente y tesorero”.

Pero el Tribunal aclaró que tras las investigaciones se reveló que ellos conocían de las transferencias ilegales. La jueza Escobar incluso dijo que los tres realizaban transacciones ilícitas “con pleno conocimiento” y por eso afirmó que “merecen el reproche de la sociedad” por su conducta.

Eso fue rechazado por los abogados, quienes antes de retirarse advirtieron que irán hasta las últimas instancias. Hablan de presentar acciones en organismos internacionales, para que se analice el tema.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (81)
No (3)