18 de septiembre de 2017 20:12

Lenín Moreno hace cuatro preguntas a Rafael Correa sobre la cámara oculta en su despacho y realiza nueva denuncia

Uno de los temas que el primer mandatario, Lenín Moreno, topó en el segmento 'El Gobierno Informa' de este 18 de septiembre de 2017 fue el hallazgo de una cámara oculta en el despacho presidencial. Foto: EFE.

Uno de los temas que el primer mandatario, Lenín Moreno, topó en el segmento 'El Gobierno Informa' de este 18 de septiembre de 2017 fue el hallazgo de una cámara oculta en el despacho presidencial. Foto: EFE.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 138
Triste 2
Indiferente 10
Sorprendido 8
Contento 18
Redacción Elcomercio.com

“Usted habló de que había gente al interior del Gobierno que le pasa documentación. ¿Eso no es espionaje? ¿Eso no es deslealtad?”. La pregunta en el segmento televisivo ‘El Gobierno Informa’ fue dirigida por el presidente de Ecuador, Lenín Moreno, al expresidente Rafael Correa, tres días después de que se conociera del hallazgo de una cámara oculta en el despacho presidencial, en Carondelet.

La noche de este 18 de septiembre del 2017, Moreno inició su mensaje –pregrabado por su viaje a Nueva York- así: “La verdad siempre sale a relucir, brilla con luz propia”. Esas palabras fueron la respuesta a Correa, quien en redes sociales usó términos como ‘ridículo’ y show, luego de que Moreno desvelara que una cámara escondida colocada durante el régimen anterior fue detectada encendida. Correa incluso no negó la existencia del artefacto e insinuó que no funcionaba.

“Ecuatorianos, ustedes comprenderán que yo no puedo contestar las ofensas con insultos”, dijo Moreno este lunes. “Mi educación y mi calidad de Primer Mandatario no lo permiten. El Presidente debe comportarse de la forma que espera se comporten sus ciudadanos, por eso, sin insultos, contésteme señor expresidente Rafael Correa:

“1. ¿Usted ordenó colocar esa cámara?

2. ¿Para qué la utilizaba? Espero que no haya sido para filmarnos en el buró político o a los Ministros con los cuales conversaba. ¿Con qué fines?

3. ¿Por qué no se me comunicó de su existencia?, y, ¿por qué estaba todavía funcionando?

4. Usted habló de que había gente al interior del Gobierno que le pasa documentación. ¿Eso no es espionaje? ¿Eso no es deslealtad?
¡Todo esto es una vergüenza para el país!”.

Moreno detalló esta noche que “al mediodía del día jueves (14 de septiembre de 2017) el personal de seguridad de la Presidencia detectó un punto de calor en la pared de mi despacho, destapa una cinta adhesiva del mismo color de esa pared y descubre una cámara oculta. Al pasarle los sensores se evidenció que estaba funcionando. Y se me comunica de ello recién al día siguiente, cuando estaba a punto de viajar a la ciudad de Guayaquil”.

Imágenes del despacho presidencial de Lenín Moreno en Carondelet


Moreno realiza una nueva denuncia

El presidente Lenín Moreno reveló este 18 de septiembre del 2017 que durante las 24 horas que transcurrieron entre el hallazgo del dispositivo electrónico en su despacho en Carondelet y la inspección de la Fiscalía, “el mismo servicio técnico que venía monitoreando esa cámara, desde la administración anterior, accede a las oficinas y, ¡qué casualidad!, en el momento en el que la Fiscalía realiza la inspección el viernes en la tarde, los cables aparecen desconectados”.

Los hechos son ahora investigados por la Fiscalía. Sin embargo, Moreno anunció que de forma paralela e independientemente de la pesquisa estatal, ha dispuesto que “la Presidencia contrate la investigación de un equipo de seguridad internacional. Ser grabados sin consentimiento es algo oscuro que va contra los valores mínimos de ética”.

Tal y como lo hizo el viernes 15 de septiembre, cuando hizo público el hallazgo de la cámara, el Presidente aseguró que el servicio de Protección Presidencial anterior y el comandante “tampoco tuvieron la mínima muestra de profesionalismo de transmitir el particular al servicio nuevo”.

Antes de finalizar su intervención sobre el tema, el Jefe de Estado recordó que en Perú, en los tiempos de Alberto Fujimori “se grababa sin escrúpulos, fisgoneando a todos quienes se reunían con el presidente”. Moreno enfatizó: “Ser grabados sin consentimiento es algo oscuro que va contra los valores mínimos de la ética”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (123)
No (45)