2 de diciembre de 2016 20:02

Juez otorgó un recurso de protección a gigante cervecero y frenó venta de Club

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 31
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 5
Contento 26
Washington Paspuel
y Sofía Ramírez 
(I)

La multinacional cervecera AB InBev podrá mantener la marca de cerveza Club, bebida que es parte de su portafolio en Ecuador tras la fusión internacional con otra gigante del sector cervecero, SAB Miller, propietaria en el país de Cervecería Nacional.

Hoy, 2 de diciembre del 2016, el juez de la Unidad de lo Civil y Administrativo del Guayas, José Luis Tapia, resolvió a favor de AB InBev en el recurso de protección que esta interpuso para dejar sin efecto la decisión de la Superintendencia de Control de Poder de Mercado (SCPM) de vender la marca Club.

La SCPM había dispuesto que AB Inbev se desprenda de la marca Club, como parte de las 11 condiciones para que la fusión de las dos multinacionales cerveceras se concrete en Ecuador.

Según lo dispuesto por la SCPM, entre los requisitos en el país para la fusión de las dos gigantes está la venta de seis activos: la planta de Ambev Ecuador, y las marcas Dorada, Biela y Zenda, Club y la bebida de malta Maltín.

Club fue incorporada a las condiciones en una nueva resolución del 15 de noviembre pasado. Ante ello, AB In Bev presentó el recurso de protección.

La audiencia sobre el recurso se realizó a las 10:00 de hoy. Allí, además de la defensa de AB InBev y de los abogados de la SCPM, también estuvieron representantes de la Procuraduría General del Estado.

La audiencia, que se realizó a puerta cerrada, se prolongó por una hora.

A las 11:45, y luego de un receso de 30 minutos, el juez Tapia leyó su fallo, que no fue público. Marco Elizalde, apoderado judicial de AB InBev indicó, al término de la audiencia, que: “El juez decidió que el recurso de protección procedía, al considerar que la decisión de la SCPM, que obligaba a CN a deshacerse de la marca Club, vulneraba nuestros derechos”.

El abogado de la cervecera acotó que el magistrado consideró en su resolución que los actos del poder público –en este caso de la SCPM- deben ser motivados. “Al no haber sido motivada la decisión de la venta de Club, el juez determinó que sí procedía la acción de protección que presentamos”.

Las partes deben esperar que la resolución del juez les sea notificada por escrito. José Gustavo Hidalgo, abogado de la SCPM, no se pronunció tras salir de la audiencia.

El superintendente de Control del Poder de Mercado, Pedro Páez, defendió el pasado miércoles la venta de Club como parte de las condiciones para avalar la fusión en Ecuador. “La Superintendencia actuó en una segunda instancia y pudimos encontrar soluciones que den lugar a mercados más competitivos”, dijo.

El funcionario agregó que la decisión de vender la marca se basó en un estudio técnico, que concluyó que la inclusión de la venta de Club sería beneficiosa para el mercado.

Según Páez, si no obliga a las dos compañías a vender los activos, “habríamos estado cerca de un monopolio absoluto”, al considerar que ambas firmas tenían una participación de más del 90% de mercado en el país. Este Diario se contactó con los voceros de la SCPM para tener su versión, pero hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (13)
No (6)