26 de septiembre de 2016 19:20

Juan Manuel Santos: 'Hay una guerra menos en el mundo, y es la de Colombia'

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, pronuncia un discurso tras la firma del histórico acuerdo de paz entre el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en Cartagena, Colombia, el 26 de septiembre del 2016. Fo

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, pronuncia un discurso tras la firma del histórico acuerdo de paz entre el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en Cartagena, Colombia, el 26 de septiembre del 2016. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Agencia DPA

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, afirmó que el acuerdo de paz que firmó el lunes 26 de septiembre del 2016 con el jefe de la guerrilla de las FARC, Rodrigo Londoño, significa que "hay una guerra menos en el mundo".

"Hay una guerra menos en el mundo, y es la de Colombia", dijo Santos minutos después de firmar con Londoño un acuerdo que pondrá fin a 52 años de confrontación armada, si es finalmente refrendado en el plebiscito que se realizará el próximo domingo.

Santos afirmó que el acuerdo es "la mejor noticia en medio de un mundo convulsionado por la guerra, los conflictos, la intolerancia y el terrorismo".

En su intervención recordó al fallecido escritor colombiano Gabriel García Márquez, a quien describió como un "amigo de la paz" porque intentó en los años 80 un acercamiento entre los grupos guerrilleros y el Estado.

"Gabo, el gran ausente en este día, que fue artífice en la sombra de muchos intentos y procesos de paz, no alcanzó a estar acá para vivir este momento, en su Cartagena querida, donde reposan sus cenizas. Pero debe estar feliz, viendo volar sus mariposas amarillas en la Colombia que él soñó, nuestra Colombia que alcanza, por fin, como él dijo 'una segunda oportunidad sobre la Tierra'", expresó.

El Mandatario calificó de "serias, discretas y difíciles" las negociaciones con las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia), que se efectuaron desde noviembre de 2012 en Cuba.

Asimismo, dijo que el acuerdo va más allá de terminar un conflicto armado, pues se trata de una declaración ante el mundo de que Colombia "se cansó de la guerra". "Es una declaración del pueblo colombiano de que no aceptamos la violencia como medio para defender las ideas, de que decimos fuerte y claro: no más guerra", dijo.

El máximo líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Rodrigo Londoño Echeverri (d), alias 'Timochenko', firma el acuerdo de paz hoy, lunes 26 de septiembre de 2016, en la ciudad de Cartagena (Colombia). Foto: EFE

"No más intolerancia que nos exige doblegar o excluir al otro por el solo hecho de pensar diferente. No más violencia que sembró atraso, pobreza y desigualdad en campos y ciudades, y que ha sido un freno al desarrollo de Colombia y al aprovechamiento de todo su potencial", agregó Santos.

El presidente colombiano agradeció a los miembros de las Fuerzas Armadas, a quienes llamó "héroes", rindió un homenaje a las víctimas del conflicto y agradeció el apoyo de la comunidad internacional al proceso de paz.

Al dar las gracias hizo énfasis en el papel que tuvieron en la negociación Cuba y Noruega, garantes de los acuerdos, y Chile y Venezuela, que actuaron como "acompañantes". También hizo un reconocimiento a las FARC porque aceptaron negociar a pesar de que él fue "su mayor adversario".

"Yo, que fui su implacable adversario, reconozco que fueron dignos negociadores en la mesa de conversaciones, y que trabajaron con seriedad y voluntad, sin las cuales hubiera sido imposible llegar a este momento", expresó.

"Cambiar las balas por los votos, las armas por las ideas, es la decisión más valiente y más inteligente que puede tomar cualquier grupo subversivo, y en buena hora ustedes entendieron el llamado de la historia", dijo.

Tras la firma del acuerdo de paz, los colombianos acudirán a las urnas el domingo para refrendar o rechazar el pacto a través de un plebiscito. "Con su voto, cada colombiano tendrá un poder inmenso: el poder de salvar vidas, el poder de dejarles a sus hijos un país tranquilo donde crezcan sin miedo, el poder de ayudar a los campesinos despojados a que regresen al campo, el poder de atraer más inversión al país y, por consiguiente, más empleo", finalizó.

Los más de 2 000 asistentes a la ceremonia de la firma del acuerdo de paz agitaron pañuelos blancos tras la intervención de Santos, mientras que un coro entonaba el Himno de la Alegría.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)