24 de junio de 2017 20:02

Jóvenes guayaquileños conmemoraron el Día del Ambiente

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Jorge González
Redacción Guayaquil (I)

Reducir, reciclar y reutilizar. Esas son los tres pasos básicos que, según Rebeca Moreira, ayudan a disminuir la producción de residuos y contribuir así a la protección y conservación del medio ambiente.

Ese fue el mensaje principal de la estudiante de 10 años de la escuela Shaday. Ella participó la mañana de este 24 de junio del 2017 en la feria comunitaria en conmemoración del Día Mundial del Ambiente. El evento se efectuó en el ágora del Malecón Simón Bolívar de Guayaquil.

En el sitio, ubicado frente a la Gobernación de Guayas, se instalaron seis carpas desde las cuales los estudiantes de 12 centros educativos de la ciudad expusieran sobre la necesidad de proteger al planeta.

En uno de los pabellones estuvieron los alumnos de la unidad educativa Tía Rosalba. Allí ellos informaron a los visitantes sobre la necesidad de emprender en casa la clasificación de la basura en plástico, vidrio y lácteos.

“Muchos de los artículos que quedan en casa nos pueden servir para armar otros implementos”, le dijo Andrés Guzmán, de 10 años, a una madre de familia. Como parte de la explicación el menor le entregó un portalápiz elaborado con el tubo de un papel higiénico y cartón.

La profesora Nancy Jérbez refirió que en la unidad educativa se ha incentivado al reciclaje entre los estudiantes, una práctica “que es cada vez más fuerte desde sus hogares”. Comentó que el año pasado en el establecimiento la familia educativa participó en la recolección de botellas plásticas para recaudar fondos para el mejoramiento de las aulas.

“Hubo doble efecto: estimulamos la práctica de cuidado al medio ambiente con la no contaminación y creamos un mejor ambiente de estudio en las aulas para los niños”, dijo.

Otra de las instituciones que participó fue Jehová es mi Proveedor. Los estudiantes del sexto, séptimo, octavo y noveno año fueron los encargados de mostrar artículos elaborados con papel, cartón, palos de helado y vidrio.

“Nosotros queremos que en las casas no se desperdicie el agua, que no corten los árboles y que no boten basura a la calle”, fue el mensaje de Betania Endara, de 12 años.

El evento fue organizado por la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Guayaquil. Su director de comunicación, Stalin Poveda, afirmó que el objetivo principal era promover el papel de las comunidades en el cambio de actitud hacia temas ambientales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)