26 de febrero de 2015 17:35

El Estado Islámico destruyó la ‘esfinge’ asiria de 2 600 años

Un video de los extremistas difundido en Internet muestra cómo miembros del Estado Islámico destruyen importantes obras de la Antigüedad del museo de la ciudad de Mosul. Foto: AFP.

Un video de los extremistas difundido en Internet muestra cómo miembros del Estado Islámico destruyen importantes obras de la Antigüedad del museo de la ciudad de Mosul. Foto: AFP.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 45
Triste 11
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 2
Agencia DPA
Mosul

"Es como si alguien destruyera la esfinge en Egipto". Así califican los arqueólogos la acción perpetrada por la milicia terrorista Estado Islámico en el norte de Iraq, donde destruyó una puerta asiria de más de 2 600 años de antigüedad y otros bienes culturales por considerar que fomentaban la idolatría y el politeísmo, confirmaron este 26 de febrero del 2015 expertos a DPA.

Un video de los extremistas difundido en Internet muestra cómo miembros del Estado Islámico destruyen importantes obras de la Antigüedad del museo de la ciudad de Mosul y monumentos funerarios de Nínive, también en Iraq.

Expertos dijeron a DPA que en muchos de los casos se trata de las piezas originales. La figura asiria destruida, un ser con rostro humano que los asirios consideraban una deidad protectora, era un ejemplar único 'del arte icónico oriental antiguo', dijo hoy a DPA Markus Hilgert, director del Museo del Antiguo Oriente Próximo de Berlín.

La 'esfinge' asiria destruida por el Estado Islámico
Los extremistas destruyeron la figura con un taladro. Según declaraciones de un miembro del Estado Islámico, las estatuas, producto de la cultura asiria, fomentaban la idolatría y el politeísmo.

En el video, el seguidor anónimo asegura que el profeta Mahoma también destruyó todos los ídolos al llegar a La Meca. La milicia se remite a un islam que prohíbe la representación de personas y dioses y ha lanzado una campaña para destruir todas las reliquias del politeísmo y otras creencias que considera heréticas.

Los expertos consultados indicaron que la figura formaba parte de la Puerta de Nergal del siglo VII a.C. en la fortaleza de Nínive, centro del imperio asirio, y que seguramente será imposible de reconstruir.

Nínive, en el norte de Iraq y antiguamente centro principal del reino asirio que contaba con 15 grandes entradas en la muralla de la ciudad, fue destruida en 612 a.C. Los arqueólogos que trabajaron allí desde 1840 lograron sacar a la luz partes de algunos palacios y templos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)