1 de abril de 2015 21:12

Pese al invierno, los hoteles de la Costa se alistan para el feriado

Tonsupa

En Tonsupa la reserva hotelera está en buen nivel. Foto: Archivo/EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 2
Indiferente 16
Sorprendido 1
Contento 5
David Landeta
Reds. Guayaquil,
Manta y Esmeraldas (I)
ecuador@elcomercio.com

En las últimas semanas, el temporal invernal ha sido más fuerte en el país y el daño que las lluvias produjeron en una parte de la red vial hace que el sector hotelero de Manabí y de las playas de Esmeraldas mire con menos expectativa el flujo turístico por el feriado de Semana Santa.

La situación en Santa Elena parece más prometedora aunque hay la certeza de que el impacto económico de estos tres días de descanso será menor al que se produjo por el puente de Carnaval. Así lo confirman las estadísticas cada año.

Donde se palpa mayor preocupación es en Manabí. Celia Higuera, presidenta de la Cámara de Turismo de Manta, asegura que los daños causados en la red vial, sobre todo la en la Alóag-Santo Domingo que conecta a Quito con Manabí, marcó un bajón en las reservas. “Esto es devastador”.

En el puerto manabita, la dirigente gremial señala que “apenas casi raspando llegamos a un 30% de reservaciones en este feriado; todo está por debajo del 50 y 60% de reservas que se produjeron en el 2013 y 2014 en mismo puente”.

De ese 30% de turistas, la mitad arribará desde Quito por vía aérea. “Hay esperanzas de que venga gente del Austro del país, pero esto también dependerá de cómo esté el temporal en estos días”.

En Esmeraldas las reservas hoteleras son mayores. Los colombianos que han llegado por vacaciones a los balnearios del sur de la provincia y los turistas de la Sierra ocupan el 70% de los alojamientos en hoteles de Atacames, Tonsupa y Súa. Un 30% restante, estiman los hoteleros, espera ser llenado por las personas que no reservan sino que llegan directamente a vacacionar.

Según Sara Moyano, presidenta de la Cámara de Turismo de Atacames, en el feriado de Semana Santa de 2014, llegaron 35 000 turistas. Este año se espera la misma cantidad de personas pese a los problemas en las vías. La Calacalí-La Independencia que conecta a Esmeraldas con el noroccidente de Quito está completamente habilitada.

En Atacames están registrados 400 hoteles, con una capacidad para 40 000 personas. Para atender al turista, las playas esmeraldeñas se han abastecido de agua potable. Las autoridades garantizan que se proveerá del servicio a hoteles y viviendas. El sistema de recolección de desechos se coordinó con el Departamento de Higiene del Municipio. Los precios de los alimentos han sido regulados.

El invierno en la Península de Santa Elena no se ha sentido con fuerza, incluso hay sectores como Manglaralto, Colonche y Simón Bolívar que han atravesado por sequía.

En los últimos días se han presentado lluvias ligeras en algunos balnearios sin que ello haya incidido en el turismo. Por eso el sector hotelero espera buenos réditos. En Ayangue, las 30 habitaciones del Kanagua Hotel, que abrió sus puertas el año anterior, están copadas previa reservación. Su propietaria Ivonne Quevedo indica que los precios se mantienen igual que el resto de la temporada.

En el feriado de Carnaval su hotel se llenó. Pero espera que no se repita el inconveniente surgido por la escasez del servicio de agua por tubería. “Aguapen hizo un racionamiento de agua y no hubo tanqueros. Esperemos que ahora el servicio no se interrumpa”.

Es la misma preocupación que comparte Augusto Carrión, propietario del Maeo Hotel de Montañita, en cuyos cuatro pisos puede alojar a 130 visitantes. Hoy tiene reservado un 50% de su capacidad.

La situación de esta y otras comunas del norte de la provincia de Santa Elena que viven del turismo es que llevan tres meses sin recibir agua por tubería. Carlos Herrera, del restaurante El Bucano, se provee de botellones para preparar alimentos. “No tenemos una gota de agua pero las planillas siguen llegando”. La Empresa Municipal Mancomunada de Agua Potable, anunció que su planta de tratamiento en el sector de Atahualpa se mantiene operativa.

Ottón Arboleda, director de la Cámara de Turismo de Salinas, dice que hay optimismo frente al feriado aunque sabe que la gente se moviliza menos que en Carnaval.

En Semana Santa no existe una cultura de reserva hotelera. Estamos en un 20% de solicitud y la esperanza que al viernes lleguemos al 60%”. En Salinas hay 15 000 plazas hoteleras reconocidas. Pero el empresario turístico dice que hay otras 15 000 plazas informales que son departamentos y casas de alquiler temporal.

Este feriado permitirá además hacer un balance de la temporada playera 2015. En Montañita y Olón (Santa Elena) el sector hotelero y de alimentos ha mantenido un buen ritmo de clientes desde el feriado de Año Nuevo.

Danny Troya, del hostal Monte Suma en Montañita, indica que pese a los problemas de la falta de agua, la presencia constante de turistas nacionales y extranjeros ha sido muy positiva.

En esta temporada vacacional llegaron a Esmeraldas unos 500 000 turistas. La presidenta de la Asociación de Hoteleros, Paola Guzmán, señala que esos feriados han dejado ingresos económicos al sector turístico, por eso han trabajaron coordinadamente para mejorar los servicios.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)