25 de marzo de 2018 00:00

Orlando Grisales: ‘La Inteligencia es clave para afectar a disidentes’

Entrevista a Orlando Grisales, comandante Antidrogas en Nariño, Colombia. Foto: Armada Colombia

El capitán de Navío Orlando Grisales es comandante Antidrogas en Nariño, Colombia. Foto: Armada Colombia

valore
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 26
Redacción EC

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El responsable de la lucha antinarcóticos en Nariño, departamento del suroccidente de Colombia que limita con Ecuador y el océano Pacífico, es un capitán de Navío: Orlando Grisales Franceschi.

Exdirector de la Oficina Contra las Drogas de la Armada Nacional de Colombia, en enero del 2018 Grisales fue nombrado Comandante de la Fuerza de Tarea Contra el Narcotráfico ‘Poseidón’.

Tras el último ataque de disidentes de las FARC que el 20 de marzo del 2018 segó las vidas de tres infantes de Marina de Ecuador en Mataje, EL COMERCIO dialogó con el oficial sobre la estrategia de Colombia contra los grupos vinculados al narcotráfico y crimen organizado.

Para Ecuador, los ataques terroristas, como los registrados desde el 27 de enero del 2018 con un coche bomba en Esmeraldas, son nuevos. ¿Cuál es la experiencia de Colombia y cómo se prepararon las fuerzas del orden para hacerles frente?

Primero, es muy importante identificar la estructura del enemigo. Hay dos grupos principales que atacar. Uno de estos son las redes de apoyo. En el caso de Ecuador, esas redes son las que facilitaron la aproximación al área, la llegada de los ‘expertos’ en manipular e instalar los dispositivos detonantes (que provocaron la muerte de tres marinos en Mataje). Es difícil que la carga la armen desde afuera y la transporten vía fluvial o terrestre. Normalmente lo arman muy cerca del sitio donde estalla. Entonces, es importantísimo identificar a estas redes de apoyo y ese es un trabajo muy grande de Inteligencia y de la Fiscalía. El segundo grupo son las estructuras que tienen el poder militar. Es fundamental identificar quién es el líder, el financista, el experto en explosivos, quiénes son los expertos en manejo de tropas, en instalar emboscadas.

Entonces, ¿la tarea de Inteligencia es clave?


Totalmente. Es clave tanto para identificarlos, como para poder tomar acciones en el nivel táctico y preventivo. Igual, la presencia militar en tierra, mar y río es muy importante. Sin embargo, la sola presencia no hace que estas organizaciones paren sus actividades ilícitas o terroristas. La Inteligencia es importante para obtener resultados que afecten a la capacidad de esas estructuras.

Desde enero, en Ecuador hubo un ataque con coche bomba al comando de Policía de San Lorenzo, luego se activó un explosivo en un retén de la Armada en Borbón y por último una trampa bomba denominada ‘cazabobos’ causó la muerte de tres infantes de Marina y dejó heridos a otros 11 en Mataje. ¿La situación en Colombia empezó así?

En un principio, estas trampas eran usadas para dificultar el acceso de las tropas militares hacia sus zonas de influencia y a sus campamentos. Así blindaban sus terrenos. Se puede decir que estas trampas primero lo utilizaron defensivamente. Pero después fueron mutando y empezaron a utilizar estos artefactos para acciones ofensivas; es decir, para afectar a la tropa donde descansa o se mueve. Así generaban intranquilidad.

¿En cuál de esas fases se encuentra Ecuador?

Lo que estamos viendo en Ecuador es que ya lo están usando de forma ofensiva. Ya están afectando a la tropa para generar caos y temor. Incluso han logrado que se muevan tropas militares a otros puntos. Así generan espacios por donde ellos pueden operar.

¿Qué hacer cuando se llega a este punto?

Como le dije, es importante identificar a las redes de apoyo, que son las que facilitan los ataques. Hay que mantener la presencia de las tropas y no dejar que las organizaciones ilegales se muevan libremente. Es importante tener grupos que puedan hacer operaciones en avanzada, en ofensiva, con muy buena Inteligencia, para afectar a la estructura. En la medida que se afecte la estructura (de los criminales) ellos van perdiendo la capacidad de control de las zonas.

Operativamente, ¿qué es más difícil: enfrentar a un grupo criminal, como los que actúan ahora en la frontera, o a un grupo subversivo como las exFARC?

Es más difícil identificar a los grupos criminales, pues se mimetizan con mayor facilidad. Pueden moverse en motos o camiones. Si no hay Inteligencia es muy difícil identificar si pertenecen o no a grupos ilegales. Además, una explosión o un petardo que usen genera más impacto en las poblaciones. Mientras ellos tengan amedrentada a la población, se sienten, en cierta medida, tranquilos para desarrollar sus acciones, porque el temor evita que los denuncien.

Y ese temor ya se siente en pueblos de Ecuador.


Desconozco el caso puntual de Ecuador, pero es posible. Teniendo en cuenta lo que vivimos acá, el petardo no es tanto el problema; es todo lo que genera después de la explosión. Incluso puede que no haya más petardos, pero solo la alerta de que existan más, ya genera estrés y temor.

¿Qué estrategia se debe aplicar ante ese escenario?

Me es difícil hablar de estrategias del lado de Ecuador, pero de la experiencia de Colombia puedo decir que la punta de lanza del accionar de un Estado es la Inteligencia. De la mano debe ir el aparato judicial, para generar legalidad y capturar a los integrantes de las mafias, identificar la estructura, el rol, y hacer judicializaciones efectivas.

¿Qué efectos puede dar el envío de más tropas élite a las zonas afectadas?

En cierta medida, eso genera una tranquilidad en la población e intranquilidad para estas organizaciones. Eso les puede ocasionar la necesidad de moverse, de cambiar su zona de confort, y hay más posibilidades de que las tropas logren más y buenos resultados.

Pero el envío de más tropas también puede ocasionar nuevas reacciones violentas de estos grupos.


De ahí la importancia de mantener la presencia militar y la capacidad para controlar el territorio y así evitar esa espiral.

¿Cómo interpretar militarmente que, de un momento a otro, Ecuador haya sido objeto de 7 ataques en menos de dos meses?


Puede ser por la presión que están teniendo de lado y lado. Colombia y Ecuador han reforzado su presencia.

¿La organización de alias ‘Guacho’ es la más fuerte en la zona de frontera?

Sí. Alias ‘Guacho’ opera en la frontera con unos 250 hombres. Incluso sabemos que tiene intención de extenderse hacia el norte de Nariño.

En Colombia se dice que el ataque del martes en Mataje fue por la captura de un hombre de confianza de ‘Guacho’, hace 10 días.

Es posible. Alias ‘Cachi’ era el encargado de la financiación del grupo. Sabemos que otra persona ya lo reemplazó.

-
Hoja de vida de Orlando Grisales


Su experiencia.
Dirigió desta­camentos en Antioquia, Buenaventura, entre otros. Fue Jefe de la Oficina Contra las Drogas de la Armada de Colombia y actualmente es el Comandante de la Fuerza de Tarea contra el Narcotráfico ‘Poseidón’, que opera en Nariño.

Punto de vista. 
Asegura que la situación en la frontera es complicada debido a la influencia de disidentes de las FARC y grupos de narcotráfico. Una de las mafias más fuertes es la de alias ‘Guacho’, el ecuatoriano que dejó las FARC.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (0)