17 de agosto de 2014 21:58

Diez formas insólitas que los narcos emplean para camuflar la droga

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 12
Triste 5
Indiferente 20
Sorprendido 7
Contento 1
Javier Ortega. Redactor.

El hallazgo de cocaína oculta en las prótesis mamarias de una venezolana reveló –otra vez- el ingenio de las redes del narcotráfico para burlar los controles policiales. En el Ecuador, los agentes especializados en combatir este delito han descubierto lugares insólitos: sillas de ruedas, brasieres, champú, madera, flores, hojas…están en la larga lista.

A continuación, 10 formas insólitas donde los narcos camuflan las sustancias.

1) Flores


Uno de los productos que el país más exporta fue utilizado por los narcos para traficar alcaloides. El mes pasado, la Unidad Antinarcóticos de Pichincha localizó 36 kilos de cocaína ocultos en el cartón corrugado que protegía a los tallos de decenas rosas. 80 cajas fueron contaminadas con la droga. Rumania era el destino del cargamento.

2) Brasieres

Una forma recurrente que ahora utilizan las organizaciones delictivas para esconder la droga es impregnándola de forma líquida en diversos artículos. En septiembre del 2013, la Policía ecuatoriana descubrió cocaína en las tiras elásticas de 60 brasieres. Este caso se detectó porque las tiras se veían como pegadas entre sí y desprendían un olor a ácido.

3) Champú


Cocaína líquida mezclada con champú, aceite u otros líquidos es una de las modalidades que se utilizan actualmente para trasladar el alcaloide, según la Policía. Este mecanismo complica el trabajo de los canes antidrogas. Las investigaciones de la Unidad Antinarcóticos dan cuenta que las redes delictivas diluyen la sustancia con estos líquidos y luego, a través de un proceso simple, convierten la cocaína a su estado natural.

4) Sillas de ruedas

En el 2012, Antinarcóticos detuvo en el aeropuerto de Quito a un extranjero con discapacidad física. Los agentes hallaron 74 envolturas de látex llenas de heroína ocultas en el forro del asiento y en las llantas de la silla de ruedas. Los 74 paquetes decomisados estaban valorados en más de USD 275 000.

5) Implantes mamarios

El caso de la venezolana arrestada anteayer en Madrid, España con droga en sus implantes de seno no es el único. En diciembre de 2012, una panameña fue detenida en ese país con 1,4 kilos de cocaína. La mujer tenía dos heridas aún abiertas en la parte inferior de ambos senos, cubiertas con gasas manchadas de sangre. Los agentes españoles hallaron las prótesis repletas de droga.

6) Plátanos

En febrero de este año, Inteligencia detectó en el Puerto Marítimo de Guayaquil un contendedor cargado con 2 440 imitaciones de plátano. Los narcos 'crearon' paquetes con la forma de bananas y luego las cubrieron con la cáscara de la fruta. En total, más de una tonelada de droga decomisada.

7) LSD en estampillas

En marzo, la Policía arrestó a una extranjero en el norte de Quito con 435 dosis de LSD, un potente alcaloide sintético que los consumidores se colocan debajo de la lengua. La droga estaba impregnada en cuadros pequeños de papel secante similares a una estampilla. Los agentes aseguran que esa droga es más difícil de detectar, pues los canes están acostumbrados a descubrir marihuana, cocaína o pasta base, pero el LSD no emana olor, es incoloro e insaboro. Cada 'estampita' o microdosis se vende en las calles a USD 25 y 30. En la plancha con las 435 dosis los agentes calculan que había una ganancia de USD
13 000.

8) Hojas de papel

Al igual que con el aceite o el champú, los narcotraficantes se valen de procesos químicos sencillos para impregnar cocaína en hojas de papel. En marzo pasado, agentes antinarcóticos localizaron  1 000 gramos de esa sustancia impregnada en libros de cocina. Según los uniformados, el primer paso es convertir el polvo en líquido. Para esto, las redes delictivas utilizan acetona, tiñer o gasolina blanca. Para volver al estado normal, los narcos exponen durante unos minutos el artículo impregnado al calor. Con ese breve proceso, el disolvente se evapora y se obtiene la cocaína.

9) Pescado

El fuerte olor que emana el pescado es también aprovechado para intentar burlar el olfato de los canes antidrogas. En 2011, la Policía descubrió un cargamento de clorhidrato de cocaína camuflado en lomos de atún precocidos y congelados. El alcaloide (800 kilos) fue localizado en el puerto de Guayaquil y tenía como destino España. En el 2009, agentes mexicanos hallaron un cargamento de tiburones con paquetes de droga escondidos en sus entrañas.

10) Juguetes sexuales

En el 2011, la Unidad Antinarcóticos de Pichincha presentó un insólito caso de camuflaje de droga. Los uniformados descubrieron cocaína líquida en juguetes sexuales. Los narcos escondieron la droga en condones y luego los metieron en vibradores.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (4)