16 de July de 2009 00:00

Los incidentes generaron el caos ayer

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Guayaquil
 guayaquil@elcomercio.com

Nuevos enfrentamientos entre policías metropolitanos y comerciantes ambulantes alteraron ayer el orden en los alrededores del Mercado Central, en Guayaquil. Durante todo el día un ambiente de caos reinó en el sector.

Los primeros brotes se dieron cerca de las 09:00, en  la 10 de Agosto y 6 de Marzo. Elementos de la Policía Metropolitana intentaron retirar del lugar a los informales de productos varios.

“Nosotros buscábamos, como todos los días, ganar el pan de nuestros hijos, pero los metropolitanos vinieron a desalojarnos”, comentó una vendedora de medias.

Los vendedores comenzaron a agruparse en la calle Pío Montúfar. Con el pasar de las horas llegaron personas que, según los propios informales, decían ser también comerciantes de Pedro Pablo Gómez, Manabí,  Ayacucho...

A la par que llegaron más refuerzos de la guardia municipal, también arribaron al sitio elementos de la Policía Nacional.

Y fue cerca del mediodía cuando comenzaron los enfrentamientos. Desde los grupos de comerciantes se lanzaron piedras contra los uniformados. Varios de estos repelieron el ataque.

En calles como Colón y Santa Elena, los adoquines de las calles fueron levantados y convertidos en proyectiles. Fruto de esto varios uniformados y comerciantes resultaron con heridas en la cabeza, brazos y piernas.

Fue cuando intervinieron de manera más activa elementos de la Policía Nacional. Incluso, hubo el lanzamiento de gas lacrimógeno para controlar el orden. Pero allí  empezó a cundir el caos.

Dentro de los incidentes se produjo el intento de saqueo a varios almacenes. Hubo personas que denunciaron haber sido asaltadas. Incluso, la parada de la Metrovía en la calle Sucre sufrió algunos destrozos y una unidad de servicio estuvo a punto de ser virada.

Los puntos fuertes de enfrentamientos se dieron desde la Colón y Santa Elena. A una cuadra de allí, tanto por la  calle Sucre como en la 6 de Marzo, los metropolitanos establecieron un cordón.

Los incidentes se extendieron hasta la Colón y avenida Olmedo. La Policía Metropolitana estableció otros cercos que incluyeron la Bahía y el Municipio.

Todo esto generó congestionamiento vehicular, tomando en cuenta que por las calles cerradas circulan varios buses de servicio público. La Metrovía debió circular por Ayacucho, cuatro cuadras antes de su ruta habitual.

Los dueños de los diversos negocios en las calles aledañas se resignaron  a haber tenido un mal día, pues nunca pudieron dar una atención regular. La mayoría estuvo con puertas a medio abrir.

Una vendedora de Comercial Marielena, en la 10 de Agosto y Santa Elena, dijo que no pudieron vender nada y que estuvieron a punto de ser saqueados.

Entrada la noche, los comerciantes se retiraron poco a poco del lugar, pese a lo cual se mantuvo el resguardo policial.
 
Juan Ruales, jefe del Comando Guayas, estuvo en el lugar evaluando los hechos e invitando a los comerciantes a un diálogo. Este se produjo en el Cuartel Modelo y hasta el cierre de esta edición se desconocían resultados.
 
Autoridades  de la Policía Metropolitana no dieron el número de detenidos. Eso, dijeron, lo informaría posteriormente el Municipio en un comunicado.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)