9 de septiembre de 2016 17:55

El incidente entre un agente de tránsito y un conductor fue el tema principal de los noticieros en Imbabura

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 14
Triste 2
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 4
Redacción Ecuador

El impasse entre un agente civil de tránsito que roció gas pimienta en el rostro de un conductor de un vehículo particular mientras conducía, acompañado de un niño, se volvió el tema principal en los medios de comunicación de Imbabura. El suceso que habría ocurrido el miércoles último en la ciudad de Ibarra, provincia de Imbabura, en el norte de Ecuador, fue grabado y subido a las redes sociales. Inmediatamente se volvió viral.

La mañana de hoy, 9 de septiembre del 2016, varios noticieros radiales y televisión abordaron el tema. Al igual que en los medios de comunicación regionales la ciudadanía armó una verdadera polémica en torno al suceso.

Algunos ciudadanos defienden la actitud del uniformado, mientras otros consideran que hubo un exceso. Otros comentarios que se remitieron vía telefónica y en mensajes de textos se acusa al conductor.

El incidente obligó a los directivos de la Empresa Pública de Movilidad del Norte (Movidelnor), a cuyas filas pertenece el agente de tránsito, ha dar una explicación. Edgar López, gerente de Movidelnor, aseguró que el agente está suspendido momentáneamente mientras se realizan las investigaciones respectivas. Aunque no justifica el procedimiento, en el que se utiliza gas paralizante porque estaba presente un menor de edad, aclaró que el chofer del automóvil era un taxista informal, por lo que estaba siendo detenido.

Como muestra de esta supuesta infracción López mostró un video, grabado por el agente de tránsito, en el que una ciudadana asegura que habría pactado en USD 1,25 una carrera.

Precisamente por esa falta fue retenido el automóvil particular, un auto San Remo, color azul. El impasse entre el funcionario público y el conductor ocurrió mientras el agente de tránsito acompañaba al presunto taxista informal al Centro de Detención Vehicular. Sin embargo, durante el recorrió el conductor del San Remo habría desviado la ruta. Luego aseguró que intentaba llevar al niño, de 3 años, a la casa de un familiar.

En uno de los videos el agente de tránsito solicita por varias ocasiones al chofer detener la marcha. Ante la negativa solicita refuerzos a través de una radio portátil. Luego procede a aplicarle, por dos ocasiones, el gas pimienta en la cara del ciudadano. En ese momento el niño llora.

El conductor como las autoridades de la Empresa de Movilidad presentaron denuncias, por separado, en la Fiscalía de Imbabura. Entre tanto, la polémica crece en las redes sociales del país, en torno a este caso.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (43)
No (9)