30 de agosto de 2016 18:38

Hijo de Donald Trump dice que su padre 'no suavizó ' su política migratoria

Los fanáticos hacen cola para ver el candidato presidencial republicano Donald Trump en Xfinity Arena en Everett, Washington el 30 de agosto de 2016. Foto: AFP

Los fanáticos hacen cola para ver el candidato presidencial republicano Donald Trump en Xfinity Arena en Everett, Washington el 30 de agosto de 2016. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

El hijo de Donald Trump dijo este martes 30 de agosto del 2016 que su padre “no suavizó” su política sobre la inmigración, la víspera de un discurso en el que el candidato republicano intentará disipar la confusión alrededor de uno de los pilares de su campaña presidencial.

“Él no estaba suavizando sobre nada”, dijo Donald Trump Jr. a CNN al ser preguntado sobre lo que su padre dijo recientemente a un foro de electores en Texas (sur) respecto a lo que debe hacer sobre los 11 millones de inmigrantes clandestinos que viven en Estados Unidos.

Preguntado sobre si el candidato republicano aún piensa deportarlos, Trump Jr. dijo que eso era “correcto”, pero ofreció un tono más moderado respecto al controversial tema.

“Debes empezar con pasos de bebé”, añadió, señalando que “lo primero y principal es deshacerse de los criminales”, y eliminar las ciudades “santuario” (ciudades que deciden no cooperar con los requisitos de las autoridades migratorias, que son federales) . “Y tienes que asegurar la frontera”, apuntó.

La promesa característica de Trump durante la campaña ha sido construir un muro gigantesco en la frontera con México, y deportar a todos los inmigrantes sin papeles que viven en el país.

El martes Trump reiteró que de ser presidente construirá el muro. “Desde el primer día dije que iba a construir un gran muro en la frontera sur, y mucho más. Detengan la inmigración ilegal” , dijo en Twitter, haciendo publicidad al discurso que ofrecerá el miércoles en Phoenix, en el estado de Arizona, fronterizo con México.

Pero últimamente, Trump se ha distanciado de viejas promesas como la creación e una “fuerza de deportación” para expulsar a millones.

Hace un año, prometió una reforma migratoria que pondría fin a la ciudadanía estadounidense automática para quienes nazcan en Estados Unidos, criticando que ese derecho constitucional es aprovechado por migrantes indocumentados para que sus hijos obtengan los beneficios sociales de un estadounidense.

Pero en la última semana, el magnate pareció menos contundente, incluso sugiriendo que podría trabajar con indocumentados que no hayan cometido crímenes y paguen impuestos.

“Ciertamente puede haber un ablandamiento porque no estamos buscando herir a la gente” , dijo a un foro de la cadena Fox News la semana pasada.

Al día siguiente retomó un tono más duro, insistiendo en que no habrá “ ninguna vía a la legalización ” para los inmigrantes que viven clandestinamente en Estados Unidos, incluso aquellos que no han cometido crímenes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (1)