21 de January de 2015 20:30

Gustavo Jalkh: 'Nuevos jueces pasaron una selección rigurosa'

Tiene un doctorado en Derecho Internacional en la Universidad Sorbona de París. Es el titular de la Judicatura desde el 2012. Foto: Galo Paguay / El Comercio

Tiene un doctorado en Derecho Internacional en la Universidad Sorbona de París. Es el titular de la Judicatura desde el 2012. Foto: Galo Paguay / El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 13
Triste 2
Indiferente 2
Sorprendido 2
Contento 42
Javier Ortega y
Geovanny Tipanluisa (I)

El próximo 26 de enero se posesionarán siete nuevos jueces en la Corte Nacional de Justicia (CNJ), como parte de la renovación parcial de ese organismo.

Ellos reemplazarán a los magistrados que no obtuvieron alto puntaje en la evaluación del Consejo de la Judicatura (CJ). Tras conocer los nombres de quienes deben desvincularse de este alto tribunal hubo observaciones.

El juez saliente, Johnny Ayluardo, dijo el pasado 20 de enero que no entendió las fórmulas para evaluarlos. Y aseguró que era “el de más alta calificación en calidad de sentencias”.

¿Qué exactamente se evaluó?
La renovación parcial de la CNJ es un mandato constitucional. Cada tres años se evalúa a los jueces (nacionales). Hay 21 y siete tienen que salir.

La Constitución establece un proceso de evaluación de desempeño. Sorprende que ahora se diga que no se entiende. El reglamento del concurso se difundió en diciembre. Incluso hubo un período para recabar observaciones y recomendaciones respectivas.

¿El juez Ayluardo realizó alguna observación?
Que yo recuerde, ninguna.

¿Qué parámetros se tomaron en cuenta?
En la evaluación se analizaron 4 aspectos: cualitativos, cuantitativos, administrativos y disciplinarios. Fue un proceso técnico y transparente.

Ahora, Ayluardo y Mariana Yumbay –dos de los jueces con menor calificación- trataron el caso Mery Zamora y la absolvieron luego de ser investigada por el
30-S. Coincidencia o no, al siguiente día de pronunciarse en ese tema, a Ayluardo se le abre una investigación y hoy también deberá dejar la Corte.

Mire, una vinculación de esa naturaleza es tendenciosa. La investigación abierta y la evaluación actual no tienen nada que ver con el caso Zamora. Esa sentencia no fue evaluada.

¿Por qué se le investigó al juez Ayluardo?
Fue por una denuncia que presentó un usuario del sistema de justicia por haber dejado prescribir una causa.

En medio de estos hechos también se dan otras voces. En Cuenca, el juez Miguel Arias denunció que no hay independencia judicial.
Esas son las afirmaciones malintencionadas de un exjuez que acusa a todos sus excompañeros de cómplices de un sistema.

Pero tiene derecho a pronunciarse...
Claro, pero lo hace sin ningún fundamento. Él dice que el CJ le ha abierto un expediente porque lo persigue y por eso no hay independencia.

¿Y qué dicen ustedes?
La verdad de los hechos es que la Corte de Azuay le pide al CJ que abra un expediente por presuntas graves irregularidades en la tramitación de un proceso penal por sicariato. Es la Corte Provincial la que pide la apertura del sumario. Eso no dice el juez.

Y resulta que cuando avanza este expediente, el día que se cierra el período de prueba, renuncia y dice que el CJ lo persigue.

Miente.

¿Miente?
Cuando afirma que el CJ lo persigue; eso es mentir.

Lo que denuncia él es que hubo presiones para cambiar un fallo en el caso de un general investigado por los hechos del 30-S.
Tiene que probar esos hechos. Es muy grave afirmar -así nomás- que no hay independencia, que hay presiones.

¿Usted conoció ese caso?
No. Que haya tenido juicios relacionados con el 30-S no he tenido conocimiento.

¿Pedirá que aclare todo?
Primero, el expediente que está abierto debe continuar. Y segundo, si él llegara a presentar una denuncia sobre el tema tendrá que investigarse. Hasta ahora no lo ha hecho. Debería aportar con las pruebas pertinentes y asumir su responsabilidad sobre una afirmación tan grave como esa.

Pero es una suma de hechos. Por ejemplo, el fiscal provincial de Santa Elena, Víctor Tomalá, denunció supuestas presiones del presidente del CJ de esa provincia por el caso Sharon.
El fiscal provincial no lleva el caso Sharon. O hay una información errada o el señor no dice la verdad. Él tiene un expediente disciplinario abierto.

¿Por qué causa?
Fue sancionado por una mala actuación. Se lo suspendió un mes. Resulta que durante su período de suspensión el fiscal siguió actuando. El CJ de Santa Elena abre otro expediente disciplinario por una nueva falta. Es obligación del director provincial hacer esto. Decir que eso es interferencia en un caso es una tergiversación de los hechos.

Carlos Figueroa, indagado por el 30-S, al salir libre dice que en el país no se respeta la Constitución.
La gente gana y pierde juicios. Entonces claro, si alguien es sentenciado, ¿usted cree que va a salir a decir yo soy injuriador, bien está que me sancionen? Por favor.

Usted ya cuestionó el informe Pásara, pero hay otros entes como Human Rights Watch que también denuncian la falta de independencia judicial.
¿Y cuán independiente es Human Rights Watch?

Eso le pregunto.
Es una ONG. A ellos les entregamos toda la información. No tuvieron la capacidad de replicar todo lo que le dijimos sobre la independencia judicial en Ecuador. Se quedaron sin argumentos.

Entonces, ¿cómo miden la independencia judicial?
Antes, más del 60% de jueces eran temporales, a contrato, sin carrera. Hoy el 95% es con nombramiento, luego de un concurso de impugnación ciudadana. Antes, se los nombraba a dedo, hoy se lo hace a través de concursos rigurosos. Antes teníamos los jueces peor pagados de América Latina. Hoy tienen los mejores sueldos de la región. Hoy son de carrera en un 95%. Antes, los ciudadanos se quejaban y no había respuestas del sistema, hoy el sistema les responde...

¿Cómo se lleva con los jueces que ingresarán a la Corte desde el lunes?
Algunos los conozco. Son funcionarios de carrera judicial de mucho tiempo.

¿Alguien trabajó con usted en la Judicatura?
Usted se refiere al doctor Pablo Tinajero. Algún medio de comunicación dijo que era mi mano derecha. Cuando yo llegué al CJ, el doctor Tinajero ya trabajaba aquí. Todos pasaron un proceso extremadamente riguroso en la selección. Si alguien tenía algo contra los jueces que se posesionan el día lunes, debieron impugnarlos. Ellos no recibieron ninguna.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (11)
No (2)