15 de febrero de 2016 09:41

Grupos sindicales anuncian protestas para el 17 de marzo

Mesías Tatamuez (centro) indicó que las protestas se darán en contra de la política económica del Gobierno. Foto: Cortesía

Mesías Tatamuez (centro) indicó que las protestas se darán en contra de la política económica del Gobierno. Foto: Cortesía

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 52
Triste 4
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 91
Agencia EFE

 El Frente Unitario de Trabajadores (FUT) y otras organizaciones sociales anunciaron una movilización nacional para el próximo 17 de marzo, en contra de las políticas económicas del gobierno de Rafael Correa.

Pablo Serrano, presidente el FUT, dijo que la decisión "conlleva a que todos los trabajadores, estudiantes, maestros, amas de casa estaremos volcándonos, una vez más, a las calles".

El dirigente sindical, Mesías Tatamuez indicó que las protestas se darán en contra de la política económica del Gobierno.

"Todo el Ecuador entiende que hay crisis económica, solo el Gobierno dice que no hay crisis", apuntó.
A principios de año, Correa advirtió de que 2016 será otro año difícil para la economía de su país, aunque aseguró que su administración está preparada para afrontar las dificultades generadas por choques externos.

El Gobierno señala que Ecuador se ha visto afectado, por la caída del precio del petróleo en el mercado internacional, por la apreciación del dólar estadounidense, que en el año 2000 reemplazó a la moneda nacional, el sucre, como patrón de intercambio en el país andino, y por la situación económica internacional.

A finales de enero pasado, Correa y su colega de Brasil, Dilma Rousseff, coincidieron en la importancia de fortalecer la integración regional y, en particular, la economía latinoamericana, para hacer frente al actual escenario de crisis internacional.

Los mandatarios se reunieron en Quito para revisar asuntos de la relación bilateral, pero aprovecharon la oportunidad para abordar temas como la incidencia en Latinoamérica del "complejo marco económico internacional", como lo llamó Rousseff.

La gobernante compartió con Correa una declaración pública al término de la reunión de trabajo en la que aludió a la "incidencia preocupante" de la caída de los precios de las materias primas y a la desaceleración de la economía china, factores que, consideró, hacen necesaria una mayor unidad en América Latina.

"Además de las medidas internas que nuestros gobiernos ya están adoptando, estamos de acuerdo en la necesidad de intensificar la cooperación económica y comercial entre los países de Latinoamérica y el Caribe para que podamos superar más rápidamente los retos impuestos por la crisis", señaló. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (23)
No (11)