12 de diciembre de 2017 00:00

Gobierno e indígenas sellan nuevos acuerdos

Jaime Vargas (con la lanza) encabezó la comisión indígena, en Carondelet. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Jaime Vargas (con la lanza) encabezó la comisión indígena, en Carondelet. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 12
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 14
Redacción Política

El Estado ecuatoriano no entregará más concesiones mineras y petroleras sin el cumplimiento del artículo 57 de la Constitución. En este apartado se habla de una consulta previa a pueblos y nacionalidades indígenas.

Ese fue uno de los acuerdos que alcanzó el Gobierno con la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie).

Otro de los consensos fue la entrega de 1 200 hectáreas de territorio en Pastaza para la construcción de la ciudad Plurinacional. En el campo educativo, los indígenas volverán a estar a cargo de la educación intercultural, en un plazo de 60 días. El Gobierno dará soporte en el transporte comunitario.

Ayer, los líderes indígenas llegaron con sus lanzas hasta el salón de banquetes de Carondelet. La cita con el presidente Lenín Moreno se inició con la lectura de los temas pendientes entre el Gobierno y la Conaie.

Cerca de cuatro horas les tomó evacuar todos los puntos previstos. Al finalizar, Moreno salió al balcón de la Presidencia y adelantó que habrá nuevas reuniones para la evaluación de lo realizado por cada Ministerio y Secretaría de Estado.

En un discurso de menos de dos minutos pidió el apoyo del sector indígena para la consulta popular.

Abajo, en la Plaza Grande, se encontraban cientos de indígenas. La mayoría de ellos caminó 15 días desde Unión Base, en la provincia de Pastaza. En la Sierra transitaron por Tungurahua, Cotopaxi y Pichincha. Ayer (11 de diciembre del 2017) llegaron a los exteriores de Carondelet.

El propósito de esta marcha fue exigir respuestas a los pedidos realizados al Gobierno, el 4 de julio pasado, cuando se sentaron por primera vez para hablar de temas comunes, entre ellos la entrega de tierras y territorios, la restitución de la educación intercultural bilingüe, la paralización de actividades extractivistas, la institucionalización del proceso de diálogo, el indulto y amnistía para cerca de 200 líderes de las comunidades procesados por su participación en protestas contra el Gobierno pasado.

Jaime Vargas, presidente de la Conaie, acompañó a Moreno en el balcón. Ahí dijo sentirse representado por el Gobierno. Luego enumeró algunos acuerdos alcanzados. Entre ellos la firma de un documento para la entrega de tierras a los indígenas. A cambio, comprometió el apoyo de la Conaie al Régimen y a la consulta popular.

Miguel Carvajal, secretario nacional de la Política, por otro lado, indicó que el dialogo continuará. Para él es un mecanismo de escucha permanente. Señaló que las conversaciones con varios sectores han posibilitado que se concreten políticas públicas.

El Gobierno también publicó un informe oficial con un balance de los resultados de los diálogos desde el 24 de mayo último. Ahí señala que hubo cerca de 100 propuestas para fortalecer la gestión del Gobierno.

También se habla de la concreción de 20 acuerdos entre los que se destacan acciones para la reactivación económica y productiva, un estado incluyente que garantice derechos de pueblos y nacionalidades y también una política que garantice la descentralización.

Pese a esto, hay colectivos que se sienten excluidos de estos diálogos. Por ejemplo, mientras los indígenas cantaban y bailaban al ritmo de tambores; un grupo de jóvenes se desnudó frente al Palacio de Carondelet.

Ellos pertenecen al colectivo Nosotros por la Juventud. Caminaron 16 días desde Guayaquil y Santo Domingo para entregar un manifiesto con sus demandas en medio de la iniciativa de diálogo al Jefe de Estado. Sus representantes no pudieron ingresar al Palacio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)