10 de July de 2009 00:00

‘El Gobierno busca un control total en la U.’

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Redacción Sociedad

Dos dirigentes estudiantiles coinciden. Uno representa a las  cuatro politécnicas públicas y el otro, a 15 universidades privadas.

No aceptan el “control” que les parece ejercería el Gobierno a los centros a través de la propuesta de Ley Orgánica de Educación Superior. El proyecto es de la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades).

“A todas luces vemos que lo que se pretende con este proyecto es el control del pensamiento y de la generación del conocimiento en todas las universidades y escuelas politécnicas del país desde el Gobierno”. Lo aseguró David Almeida, presidente nacional de la Federación de Estudiantes Politécnicos del Ecuador (FEPE) y secretario de la Organización Continental Latinoamericana de Estudiantes por la Región Andina. 

El anteproyecto
El art. 105 de la propuesta dice que las universidades públicas y particulares se crearán por ley, previo informe favorable del organismo de planificación, regulación y coordinación del sistema, con carácter vinculante.
Según el art. 71, quienes laboran en instituciones y organismos públicos del sistema de educación superior son servidores públicos, sujetos a la Ley que regule el servicio público. Los docentes e investigadores son servidores públicos.

“Dicen que debe haber un control de las universidades, la nueva Secretaría Técnica tendría 10 miembros, cinco  del Ejecutivo y cinco más nombrados  a través de un concurso de merecimientos realizado en 30 días, de lo contrario el  Ejecutivo lo nombra”, señaló René Pérez.

Es el presidente de la Federación de Estudiantes Universitarios Particulares del Ecuador(Feupe). Entre ellas están la U. Internacional, U. Técnica Particular de Loja, San Francisco de Quito y Católica de Quito y Guayaquil, entre otras.

Dijo que hay “una sospecha de que el proyecto ya está hecho, como ha pasado con algunas leyes aprobadas por el Organismo Legislativo Transitorio, por ejemplo, el Código Orgánico de Justicia que casi no se analizó”.

Almeida, estudiante de Ingeniería de Petróleos en la Escuela Politécnica Nacional, indicó que están conscientes de que el sistema universitario tiene deficiencias. “El movimiento estudiantil universitario lo viene denunciando desde  hace décadas y lucha  contra eso incluso a lo interno”.

Sin embargo, aclaró que el problema académico de las universidades tiene que ver con el abandono estatal, de la empresa pública y privada. “No se han acreditado durante cuatro años los fondos para la investigación”.

Pérez consideró que en la Secretaría Técnica, que reemplace al Consejo Nacional de Educación Superior (Conesup), deben estar los rectores o por lo menos delegados de la Asamblea Universitaria. “Los representantes de  las federaciones de estudiantes particulares, politécnicos y estatales, vamos al Conesup con voz, pero no tenemos voto. Esto pese a que  somos más estudiantes que autoridades en los centros”.



El sistema tiene deficiencias que los politécnicos ya denunciamos
David Almeida
presidente de la FEPEAmbos líderes invitaron a la comunidad universitaria y al Gobierno a ser parte de un consenso nacional. Almeida y Ramírez participarán de una marcha nacional a realizarse el próximo martes 14, en Guayaquil. Estarán además docentes, empleados y  trabajadores de las universidades y escuelas politécnicas del país.

Álvaro Trueba, rector de la Universidad Tecnológica Equinoccial (UTE), de Quito, sostuvo que en el proyecto hay un excesivo afán del Ejecutivo de dirigir totalmente la educación superior.

“Desaparece la autonomía universitaria. No somos partidarios de una autonomía sin límite. Pero sí para cumplir su papel dentro de un mundo que cambia continuamente, donde surgen nuevas carreras e ideas. En manos de una institución debe estar la decisión de implementar una carrera”. Trueba recordó que la  Constitución no habla de un organismo tan dependiente del Ejecutivo.

Cree que hay una contradicción. “Por un lado el Gobierno quiere meterse más, pero genera un procedimiento que nos conducirá a una politización en lugar de corregir el sistema. Para elegir un Decano necesitaremos hacer un proceso eleccionario, donde votan estudiantes, profesores, trabajadores y hasta los   graduados”.

Almeida señaló también algunos aspectos positivos, por ejemplo que la planta docente a tiempo completo sea mínimo del60%, para que se pueda hacer investigación y extensión. Y que se pida títulos de cuarto nivel, pero considera que antes deben garantizar recursos para la capacitación.

Un punto que no aprueba es que a los docentes se les quiera ubicar en la Ley Orgánica de Servicio Civil y Carrera Administrativa (Losca).  “Es acabar con la concepción de la actividad académica, se eliminarían sus fondos de jubilación, lo que ahora les permite tener una pensión digna”. 

Sobre el cogobierno, ve una intensión de acabar con la participación estudiantil. “Se mete en el cogobierno a los graduados a costa de los alumnos. La pregunta es: ¿Quienes serán los primeros empadronados? A veces los propios docentes o quienes tengan relación con las autoridades”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)