29 de diciembre de 2016 00:00

Gevabra, el nexo de Pareja Cordero con Álex Bravo

Álex Bravo, exgerente de la estatal petrolera y quien está procesado por presuntos enriquecimiento ilícito, cohecho y peculado. Foto: EL COMERCIO

Álex Bravo, exgerente de la estatal petrolera y quien está procesado por presuntos enriquecimiento ilícito, cohecho y peculado. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 134
Triste 3
Indiferente 3
Sorprendido 5
Contento 8
Gabriela Quiroz (I)

Tres hechos claves pusieron en evidencia el nexo entre Carlos Pareja Cordero, su hermano Fernando y su hijo Carlos con el caso Petroecuador.

El primero está relacionado con la ‘offshore’ Gevabra, que manejaba Álex Bravo, exgerente de la estatal petrolera y quien está procesado por presuntos enriquecimiento ilícito, cohecho y peculado.

El segundo tiene que ver con la compra de un terreno en la urbanización La Ribera del Batán, en Samborondón, que está vinculada con el exministro de Hidrocarburos, Carlos Pareja Yannuzzelli. Actualmente, prófugo de la justicia.

Un tercer elemento está conectado con Paresoci, el estudio jurídico más conocido como Pareja & Asociados, del que Pareja Cordero era socio hasta febrero pasado. Esta firma consta como intermediaria de una treintena de ‘offshores’ en paraísos fiscales.

En la foto, Carlos Pareja Yannuzzelli, exgerente de Petroecuador (izq) y Alex Bravo, expresidente de Petroecuador, son parte de los 17 personas que serán vinculadas al proceso penal por supuesta corrupción en la empresa estatal. Fotos: Patricio Terán / Ju

Carlos Pareja Yannuzzelli, exgerente de Petroecuador (izq) y Álex Bravo, expresidente de Petroecuador, son parte de las personas  vinculadas al proceso penal por supuesta corrupción en la empresa estatal. Fotos: Patricio Terán / Julio Estrella / EL COMERCIO


Los tres hechos se develaron como parte de una inspección a Paresoci, por parte del Servicio de Rentas Internas (SRI) y que terminó el mes pasado.

Ahí se solicitó una explicación sobre qué relación había entre el estudio jurídico y Gevabra, firma inscrita y activa en Panamá desde el 2013.

Andrés Suárez, presidente y representante legal, contestó que no existe ningún trato profesional. Pero reconoció que viajó a Panamá para retirar un cheque de gerencia del All Bank con el saldo de la cuenta bancaria de Gevabra. El monto era de USD 1, 3 millones.

El abogado explicó que Alejandra Herrera, esposa de Bravo y quien tenía la firma autorizada de esa cuenta, le pidió que retirara el cheque, lo cual aceptó porque la solicitud estaba dentro de su competencia.

Herrera está vinculada al caso de cohecho de Petroecuador, tiene prohibición de salir del país y debe presentarse una vez a la semana en el juzgado que lleva el proceso.

Suárez acudió al banco el pasado 27 de mayo; ahí se percató de que la cuenta estaba siendo cerrada. Según su versión, que consta en el expediente de 12 páginas, no entregó el cheque a Herrera hasta tener la certeza de que no estaba incurriendo en algo prohibido.

El cheque no se cobró y el dinero fue aprehendido por las autoridades panameñas el 11 de agosto pasado. Este monto es parte de los USD 3,8 millones que se congelaron en las cuentas que operaba Bravo en el país centroamericano.

Otro hallazgo que destaca en la inspección fue una transferencia del 27 de julio del 2011 de Projinvest Management LLC, con sede en Delaware (EE.UU.) por USD 179 975 a la cuenta de Castelago S.A. en el Banco de Guayaquil.

Castelago es la empresa que vendió el solar de 886 m2 de Samborondón a Carlos Pareja Yannuzzelli y su esposa por USD 221 547,50. Ellos, a su vez, cedieron el inmueble a la compañía Geapronsa, cuyos socios son sus dos hijos y como gerente consta su suegra, Dora G., quien está procesada por lavado de activos y tiene arresto domiciliario, en Guayaquil.

Projinvest, según la declaración de Suárez, fue creada por pedido de Paúl Silka, sin dar más detalles. Pero explicó que la transferencia se realizó por instrucción de Esther Avilés Nugué, tía de la esposa de Carlos Pareja Yannuzzelli.

Jorge Zavala Egas, abogado de Pareja Cordero, aclaró que se trató de un encargo fiduciario, trámite común en compra de inmuebles y parte de la actividad del estudio.

Sobre Projinvest y su propietario el abogado dijo que no podría decir quién es.

El terreno y la casa de 500 m2 que se construyó ahí no constaron en las declaraciones juramentadas de Pareja Yannuzzelli, por lo que la Contraloría emitió un informe con indicios de responsabilidad penal. Con base en esto, la Fiscalía abrió otro proceso por supuesto enriquecimiento ilícito.

Suárez reconoció dentro de la inspección del SRI, que Paresoci dio servicios jurídicos a Pareja Yannuzzelli. Entre estos por la redacción de una minuta para una escritura pública de donación que realizó a sus hijos por USD 100 000, monto que supuestamente provino de un préstamo otorgado por el Banco del Pacífico.

El SRI, además, identificó 22 ‘offshores’ creadas en Nevada (EE.UU.) y British Anguila, que se concretó con la intermediación de Paresoci. Esta información fue obtenida de los Panama Papers, documentos filtrados por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ).

Sin embargo, en el expediente no constan 12 empresas de la misma base de datos del ICIJ, de las cuales nueve se constituyeron en Panamá y también tienen como intermediario a Paresoci. Hay un registro de 34 sociedades, de las cuales 17 están en Nevada (EE.UU.). El resto se distribuyen en British Anguila y Panamá. Aunque apenas 10 están activas.

El fiscal General, Galo Chiriboga, explicó que se encontraron operaciones irregulares e injustificadas en Ecuador y EE.UU., por lo que se presume un lavado de activos, relacionado con pagos de contratistas de Petroecuador.

Según el ministro del Interior (e), Diego Fuentes, se detectaron transacciones por más de USD 53 millones. Zavala Egas enfatizó que no se pronunciará sobre declaraciones políticas, mientras no revise la documentación.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (56)
No (7)