5 de mayo del 2016 00:00

Gasolineros alertan de alza en combustibles por el nuevo IVA

Ayer los distribuidores de combustibles se reunieron para tratar el aumento del IVA. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Ayer los distribuidores de combustibles se reunieron para tratar el aumento del IVA. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 162
Triste 4
Indiferente 3
Sorprendido 3
Contento 13
Alberto Araujo
Redactor (I)
albertoa@elcomercio.com

Los distribuidores de combustibles advierten de un posible incremento en el precio de las gasolinas extra, súper y el diésel, de entre USD 0, 015 y 0,03 por galón, en caso de que se apruebe la reforma tributaria que contempla la subida del IVA del 12 al 14%.

Esta medida forma parte del paquete de impuestos y contribuciones que contiene el proyecto de Ley Solidaria y de Corresponsabilidad Ciudadana por las Afectaciones del terremoto. El documento ya pasó el primer debate en el pleno de la Asamblea.

La mañana de ayer, seis representantes de los gasolineros de todo el país mantuvieron una reunión en la Cámara Nacional de Distribuidores de Derivados de Petróleo (Camddepe), en Quito, para analizar las afectaciones que podría tener el aumento del IVA en los combustibles.

El presidente la Camddepe, Francisco Silva, comentó que el gremio realizó los cálculos respectivos y que el alza del IVA incrementará el precio de venta al público de la gasolina extra de USD 1,48 a 1,5035 por galón, mientras que para el diésel el precio aumentaría de USD 1,037 a 1,0538.

Para el caso de la gasolina súper, el incremento del galón estaría en el orden de los USD 0,03, dependiendo de cada comercializadora. Esto obedece a que solo está regulado el precio de la gasolina extra y el diésel, mientras que la súper no tiene un tope.

Silva añade que sería imposible para las estaciones de servicio asumir este incremento porque su margen de comercialización es muy pequeño y no ha sido revisado desde el 2003, año en que se hizo la última revisión de los precios de los combustibles.

Según Silva, el decreto ejecutivo que establece el cálculo para la venta de gasolinas y diésel señala se debe sumar el IVA al precio de venta del combustible en terminal para los distribuidores.

“Si se mantiene el actual decreto sin modificaciones, automáticamente el nuevo IVA se va a reflejar en un incremento en el precio de las gasolineras”, explicó Silva.

El dirigente explica que además habría una dificultad para las estaciones de servicio. El IVA que paga el consumidor final corresponde solo al combustible puesto en la terminal de despacho de Petroecuador, porque el IVA del resto de cadena de comercialización pagan los distribuidores.

Es decir, que con el incremento de la tasa al 14% los gasolineros tendrán que asumir USD 0,023 por galón en la gasolina extra y 0,019 por galón en el caso de la súper.

Estos valores que parecen marginales adquieren otra dimensión cuando se considera el volumen de gasolina extra y diésel que se comercializa en el país. En lo que resta del año sumaría unos USD 25,6 millones en costos adicionales que asumirían las estaciones de servicios.

“Para las estaciones de servicio más pequeñas, este costo les representa unos USD 600 mensuales adicionales. No podrían asumirlo y tendrían que cerrar”, expresó ayer Silva en la reunión con los otros distribuidores.

Estos datos llevaron a la Cámara de Distribuidores de Derivados a pedir una audiencia con el presidente Correa. En una misiva recibida ayer desde la Presidencia se indica que serán recibidos en audiencia por el vicepresidente Jorge Glas.

El gremio también pidió ser recibido por la Comisión de lo Económico y Tributario para exponer su caso, pero aún no tiene fecha para comparecer.

Este Diario pidió una versión al Ministerio de Hidrocarburos sobre este tema desde el martes pasado y no tuvo respuesta hasta el cierre de esta edición (18:00).

Los datos de venta de combustibles revelan que en el 2015 hubo una desaceleración en la demanda y para este año se prevé que se mantenga en el mismo nivel del año pasado por la desaceleración de la economía. En el mejor de los casos pudiera crecer no más del 2%.

Otro combustible que podría ser afectado en sus costos por el incremento del IVA es el gas de uso doméstico.

Este Diario se contactó con representantes de las comercializadoras de este combustible quienes manifestaron que el precio de USD 1,60 por cilindro de 15 kilogramos de gas lleva incluido el IVA.

Si el IVA sube al 14% tendría que subir el precio o asumir el Estado un nuevo subsidio, manifestaron.

Si bien el precio del tanque de gas en bodegas está fijado en USD 1,60, el precio de entrega a domicilio en camionetas no tiene un límite.

En la Asamblea, sin embargo, se han presentado alternativas al incremento del IVA desde el propio oficialismo.

Por ejemplo, el asambleísta Fausto Cayambe, indicó ayer en Ecuadorinmediato que el IVA pudiera subir un punto porcentual. Es decir, que pase del 12 al 13%, pero que se determine un impuesto del 8% al dinero de los ciudadanos ecuatorianos que se encuentre en paraísos fiscales.

Se prevé que la Comisión de lo Económico mantenga estos días la discusión del proyecto y para el próximo lunes vote el informe para el segundo debate.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (25)
No (14)