20 de diciembre de 2017 10:34

Decenas de personas participan en la capilla ardiente por Emilia

En una escuela de Loja, se levantó una capilla ardiente para el funeral de la niña Emilia Benavides. Fotos: Xavier Caivinagua para EL COMERCIO

En una escuela de Loja, se levantó una capilla ardiente para el funeral de la niña Emilia Benavides. Fotos: Xavier Caivinagua para EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 47
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Lineida Castillo
(I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Un altar con gran cantidad de ramos de flores y mantas blancas al interior de la capilla del colegio Santa Marianita de Jesús, en Loja, espera la llegada del cuerpo de Emilia, la niña que fue encontrada asesinada. Este miércoles 20 de diciembre se cumplirá la audiencia de formulación de cargos contra las dos personas detenidas.

El cuerpo de Emilia, de 10 años, sigue en el Centro Forense de Loja a la espera del arribo de peritos procedentes de Quito para la realización de pruebas especiales. Por eso, nadie sabe la hora en que llegará el féretro la a la capilla ardiente levantada desde el mediodía del martes 19 de diciembre, cuando se conoció del hallazgo.

En este centro educativo laboraba su padre. A este sitio a cada momento llegan estudiantes de diferentes centros educativos de la ciudad, conocidos y ciudadanía en general para acompañar a la familia y rezar por Emilia. Hay música religiosa de forma permanente y cada cierto tiempo se reza el rosario.

El Ministerio de Educación expresó su rechazo al crimen de la estudiante. La Cartera de Estado emitió un comunicado este miércoles en donde manifestó sus condolencias a la familia, compañeros y amigos de la menor Emilia Benavides.

"Estos hechos de violencia alteran gravemente la armonía de la comunidad educativa en un espacio de derechos y convivencia pacífica, situación que esta institución rechaza enérgicamente", señala el documento.


Emilia desapareció al mediodía del viernes 15 de diciembre del 2017 al salir de la escuela Zoila Alvarado, ubicada en el centro de la ciudad, donde estudiaba. Desde ese día su familia empezó una cruzada de búsqueda con el apoyo de las instituciones públicas que tienen que ver con el tema de la seguridad y a través de las redes sociales.

De acuerdo con las investigaciones de la Fiscalía, uno de los detenidos, identificado como ‘alias El Chino’ confesó de asesinó a Emilia. Tras esa versión, el cuerpo fue encontrado a 400 metros de la carretera que lleva hacia la parroquia Chuquiribamba, en el fondo de una quebrada, y presentaba evidencias de que fue incinerado.

Loja está consternada por este hecho. Por todos lados solo se habla del crimen violento. Por eso, las autoridades de la escuela Zoila Alvarado organizan una marcha para exigir justicia para Emilia y respeto a los niños. La movilización empezará a las 16:00 en los exteriores de la escuela y de allí recorrerá las calles céntricas de la ciudad.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (2)