14 de septiembre de 2015 23:06

Fundamedios pide a Secom probar la acusación de activismo político y se acoge a la Resistencia

César Ricaurte, directivo de Fundamedios, anunció que la fundación se acoge al derecho constitucional a la resistencia. Foto: Galo Paguay/ EL COMERCIO.

César Ricaurte, directivo de Fundamedios, anunció que la fundación se acoge al derecho constitucional a la resistencia. Foto: Archivo/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 27
Triste 1
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 41
Redacción Política

En una tensa rueda de prensa, César Ricaurte y Mauricio Alarcón, directivos de Fundamedios, anunciaron que la Fundación se acoge al derecho constitucional a la resistencia, por considerar que el proceso de disolución que enfrentan no les deja “opción real de tutela efectiva de sus derechos”. Ricaurte dijo que “Fundamedios ya está en resistencia, nosotros no reconocemos este proceso absolutamente ilógico y absurdo. Simplemente nos acogemos al derecho constitucional”.

Ambos entregaron en la recepción del edificio de medios públicos, en donde funciona la Secretaría de Comunicación, Secom, un documento de 12 páginas dirigido a su principal, Fernando Alvarado, con respecto del inicio del proceso de disolución de Fundamedios, del que fue notificada el 8 de septiembre del 2015.

El documento está formado por tres partes: la contestación a la resolución, las pruebas y la excusa y recusación. En la primera se hacen consideraciones jurídicas y de hecho, en las que se habla de una supuesta violación al debido proceso aunque se trate de un proceso administrativo y de que la Secom tendría una incompetencia jurídica para sancionar a Fundamedios. Esto último porque, según dice el documento, la Secretaría no ha demostrado que exista una norma legal que la faculte de disolver las organizaciones a su cargo.

Además, Fundamedios sostiene que no realiza actividades políticas partidistas y que no se ha desviado del estatuto vigente, que son las causales que la Secom usó para iniciar el proceso de disolución.

En el apartado de las pruebas, la Fundación pidió que la Secom pida al Consejo Nacional Electoral un certificado que muestre si Fundamedios ha recibido financiamiento público o ha presentado listas de candidatos a elecciones populares. Pidió además una audiencia pública y peritos de las universidades Central, Católica y Salesiana para que analicen si los tuits que la Secom entregó como pruebas demuestran que la Fundación se ha dedicado a actividades políticas partidistas.

Durante la rueda de prensa, Ricaurte y Alarcón respondieron a preguntas sobre un supuesto financiamiento de entidades vinculadas “al Gobierno estadounidense y a la CIA”. Alarcón respondió “¿A la CIA? Qué miedo, no”. Pero sostuvo que se trabaja a través de cooperación internacional, incluida la Comunidad Andina de Naciones.

Se vivieron momentos de tensión cuando un periodista que dijo representar a una radio online preguntó “¿por qué no toman en cuenta en los informes de ustedes el caso de agresiones a periodistas de medios públicos?”. Alarcón respondió que sí son tomadas en cuenta y que se difundió una alerta cuando Orlando Pérez, editor de El Telégrafo, recibió supuestas amenazas de muerte, por ejemplo.

Ricaurte señaló que también se difundió una alerta en el caso del periodista radial, lo que el periodista respondió: “no, yo no podía recibir el apoyo de ustedes sabiendo el origen que tienen de la Usaid y la embajada americana”.  Ricaurte consideró que esta era una posición sesgada. Luego de contestar varias preguntas suyas y de un periodistas de medios públicos, el Director de Fundamedios decidió responder preguntas de otros medios y finalmente salió del lugar. Dijo que solo se hablaría con respecto del proceso de disolución.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (3)