2 de January de 2010 00:00

El frente político tiene siete ministros

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Política

Aunque el presidente Rafael Correa es quien finalmente toma las últimas decisiones políticas, siete ministros también realizan un trabajo de cabildeo político.
Ricardo Patiño, Doris Soliz, Miguel Carvajal, Javier Ponce, Néstor Arbito, Carlos Viteri y Gustavo Jalkh también trabajan en diálogo   desde diferentes áreas.  



Ricardo Patiño
Es el ministro  de Coordinación Política. Tiene contactos políticos con los asambleístas y con los gobiernos seccionales. Su papel es cuestionado por varios sectores.

Doris Soliz
Es la secretaria  de los Pueblos. Está al frente de los diálogos con la Conaie y otras agrupaciones. Sus interlocutores se quejan por una falta de apertura en el Régimen. 

Miguel Carvajal
Es el ministro  de Seguridad Interna. También estuvo en el inicio de los diálogos con la Conaie. Integra la Comisión Técnica que evalúa el avance de esas conversaciones.

Javier Ponce
Es el ministro  de Defensa Nacional. También fue secretario particular del presidente Correa. Es uno de los principales consejeros del presidente en los diálogos.

Néstor Arbito
Es el ministro  de Justicia. Su trabajo está encaminado  en lo que tiene que ver con la administración de justicia y el mejoramiento del sistema carecelario.

Carlos Viteri
Es el director  ejecutivo del Ecorae (en la Amazonia). Su trabajo se sustenta en mejorar la relación del  Régimen con las  organizaciones indígenas de esa región. 

Gustavo Jalkh
Es el ministro  de Gobierno. Su trabajo está centrado principalmente en los temas de seguridad ciudadana y la lucha en contra del delito a través de la Policía Nacional.

El ministro  Ricardo Patiño es el vínculo con la Asamblea Nacional y  su bloque legislativo. Sin embargo, su trabajo es cuestionado desde el interior del bloque y los otros movimientos que “voluntariamente” se sumaron al proyecto  político del Régimen.

Estos cuestionamientos se hicieron visibles el miércoles anterior, cuando los asambleístas de  ADE y del PRE, prefirieron dialogar directamente con el presidente Correa, con quien llegaron a  un entendimiento político en julio.

Incluso sugirieron al Mandatario que  Doris Soliz y   Galo Mora (secretario particular), sean los nexos con esas dos agrupaciones políticas. Sin embargo, Carondelet, a través de un comunicado,  ratificó que Patiño -quien este lunes retomará su despacho después de sus vacaciones- es el responsable de la coordinación de las actividades legislativas.

Al interior del bloque de Alianza País también hay descontento con los resultados obtenidos por el ministro Patiño, principalmente en proyectos  polémicos,  como el proyecto de ley de Comunicación.  En este tema, el presidente Fernando Cordero firmó un acuerdo  con otras bancadas, pero no estuvo ningún delegado del Ejecutivo. Ello motivó que Correa  cuestione ese paso dado por sus asambleístas.

El mayor problema es que tiene la responsabilidad de conducir el movimiento y,  al mismo tiempo,  ser coordinador de la política, dijo un asambleístas, quien prefirió no ser citado.   Otro problema es que  no dispone de buen equipo que le permita realizar una buena articulación.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)