28 de agosto de 2014 09:31

La Fiscalía investigará al Banco Sudamericano

Banco Sudamericano
Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 1
Indiferente 2
Sorprendido 12
Contento 0
Redacción Negocios

La Superintendecia de Bancos y Seguro (SBS) remitió el informe sobre el Banco Sudamericano, actualmente en liquidación, a la Fiscalía General del Estado la tarde del martes, 26 de agosto del 2014.

El Fiscal Galo Chiriboga deberá definir el trámite que se dará al tema. Desde el lunes pasado, funcionarios de la Superintendencia de Bancos ocuparon las oficinas del banco.

El organismo de control señaló, en un comunicado, colocado en una de las ventanas de la matriz de la entidad en Quito, que a fin de salvaguardar adecuadamente los depósitos que el público mantiene en el Banco Sudamericano, dispuso la liquidación de la entidad.

La SBS argumenta que la decisión se dio por "problemas de solvencia e incumplimientos reiterativos a la normativa y leyes vigentes".
La liquidación del Banco Sudamericano se sustentó en una auditoría que efectuó, in situ, la Dirección de Riesgos de la SBS y que evidenció 13 problemas financieros, de entrega de créditos y legales. Así consta en la resolución SBS-2014-720, del 25 de agosto pasado, que declara la liquidación forzosa.

De las observaciones, presentadas en junio del 2014 por esa Dirección se destacan tres. La primera se relaciona con problemas en la entrega de créditos. Según la SBS, se detectó que el banco no realiza procesos de verificación previo a la entrega de créditos y no está claro cómo evalúa la capacidad de pago del solicitante.

Otro problema tiene que ver con la liquidez (disponibilidad de efectivo para cubrir depósitos), sobre todo en lo que tiene que ver con entrega de información. También, dice que evidenció supuestas debilidades en las disposiciones y actuaciones del Directorio, para cumplir con la norma sobre prevención de lavado de activos.

En el informe se detalla que, al parecer: “de la revisión de la procedencia de los recursos del aumento de capital resuelto por el Directorio en sesión de 27 de diciembre del 2013, se determinan inusualidades (...), situación que materializa la exposición de riesgo de lavado de activos de la entidad analizada”.

Todos estos aspectos, según la Superintendencia, llevaron a la necesidad de aplicar ajustes al patrimonio técnico de la entidad por un monto de USD 6,4 millones.

Con fecha 18 de agosto del 2014, el organismo resolvió disponer que los accionistas del Banco cubran, mediante aportación, ese “déficit patrimonial” y, para ello, les dio un plazo de 24 horas.

El Banco no realizó este aporte en el tiempo indicado y la SBS declaró la liquidación forzosa de la entidad.

Carlos Paredes, presidente del Directorio de la entidad cerrada, señaló el martes de esta semana, en una rueda de prensa, que “la posición de iliquidez (del banco) es falsa”.

El ejecutivo comentó que no lograron realizar el aporte solicitado por el organismo de control porque el plazo era demasiado corto.

Consultado sobre los problemas detectados por la SBS, Paredes señaló: “no tengo esa información”. Pidió al mandatario Rafael Correa que permita al banco devolver los recursos a los depositantes y que el banco contaría, para ello, con más de USD 4 millones.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)