3 de marzo de 2018 00:00

Fiscal Thania Moreno dice que no es la ‘amiga’ citada por Pólit y Serrano

La fiscal subrogante Thania Moreno dijo que seguirá indagando “sin temor”. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

La fiscal subrogante Thania Moreno dijo que seguirá indagando “sin temor”. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 15
Triste 4
Indiferente 10
Sorprendido 5
Contento 3
Javier Ortega

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La fiscal subrogante Thania Moreno tardó cuatro días en responderle al fiscal general Carlos Baca. El viernes, 2 de marzo del 2018, la investigadora se pronunció públicamente sobre la conversación entre el presidente de la Asamblea, José Serrano, y el excontralor prófugo Carlos Pólit.

“Que se me escuche muy bien. Mi nombre es Thania Rosa Moreno Romero. ¿Ustedes escucharon ese nombre en el audio? Yo no soy la amiga. Eso pregúntenles a los señores que intervienen en la grabación”, dijo la fiscal, golpeando la mesa.

El lunes, Baca -tras divulgar el audio- advirtió que “sospecha firmemente” que la “amiga” a la que se hace alusión en la grabación es Moreno.

Ese mismo día, por la tarde, el Fiscal denunció que ella le abrió dos indagaciones 30 minutos después de revelar el audio. Una por presunto fraude procesal, y otra por incumplimiento de una orden judicial.

Moreno reconoció el 1 de marzo que sí activó los dos procesos en contra del titular de la Fiscalía, el mismo día en que se develó la grabación. Pero indicó que no pudo hacerlo la semana previa porque estaba a cargo de la Fiscalía General, por disposición de Baca (él salió del país).

Actualmente, hay una investigación reservada por estos hechos. El fiscal Fabián Salazar, a cargo del expediente, y dos peritos de la Judicatura revisarán el contenido del audio el próximo lunes 5 de marzo.

Por ahora, Salazar no ha definido los posibles delitos que puedan existir en torno al contenido de la conversación.

José Alomía, expresidente del Colegio de Abogados de Pichincha, escuchó la grabación y para él habría al menos dos figuras penales.

La primera estaría relacionada con una posible violación a la intimidad (art. 178 del Código Penal). Allí se dice que la persona que, sin contar con la autorización legal, acceda, intercepte, examine, retenga, grabe, reproduzca, difunda o publique comunicaciones privadas de otra persona, será sancionada con cárcel de uno a tres años.

“El primer procesado por este delito debería ser Pólit, porque así sean ‘compadritos’ con Serrano, no tiene autorización para grabarle. Su actitud claramente demuestra que le está grabando y busca sacarle información”, comenta Alomía.

Esta semana, el excontralor, prófugo en Miami, reconoció haber grabado al presidente de la Asamblea para tener un respaldo. Pero dijo que el audio se lo “chuparon” de su celular.

El contenido de la charla, en la que Serrano habla de “bajárselo” a Baca, podría enmarcarse dentro de un delito de intimidación, según juristas.

Esa figura penal (art. 154) señala que la persona que amenace o intimide a otra con causar un daño o constituya un delito a ella, será castigada con penas de entre uno y tres años.

Baca, en entrevista con este Diario, en cambio, habló de un “acto conspirativo” entre Serrano y Pólit, que “afecta a la institucionalidad del país”.

El 1 de marzo, Moreno también aseguró que la molestia de Baca hacia ella se originó, al parecer, por dos temas: el primero, porque un fiscal de Pichincha supuestamente incumplió con un pedido de no imputar cargos a un funcionario público, que presuntamente es pariente de Baca. Y, el segundo, porque la Fiscal envió a otra oficina de la Fiscalía un caso relacionado con el 30-S sin pedirle “autorización”.

Por la tarde, personal de la Fiscalía General indicó a este Diario que no emitirían ninguna respuesta a esto.

Esta semana, en redes sociales transcendió un video de Moreno en una ceremonia policial, en la que se la ve beber de un vaso. Sobre esto, ella denunció sentirse “violentada” por su condición de mujer.

La polémica alrededor del audio no fue el único tema que abordó la funcionaria. Confirmó que archivó la investigación sobre la construcción del Metro de Quito, porque no halló indicios de un delito. El caso se activó en enero del 2017.

Desde entonces, se ejecutaron diversas diligencias con apoyo de Panamá, México, Brasil, EE.UU. y España. Dijo que el caso se puede reabrir si aparecen nuevos elementos.

En contexto

El Consejo de la Judicatura designó a Thania Moreno fiscal general subrogante, en abril del año pasado. A principios del 2018 empezaron las primeras pugnas con el fiscal general Carlos Baca, por la apertura de una investigación por peculado en contra de él.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (1)