20 de enero de 2017 11:05

Fiscal dice que Álex Bravo ejecutaba órdenes de Pareja

Alex Bravo (izq.) reemplazará a Carlos Pareja Yanuzzelli, en la gerencia de Petroecuador. Foto: Cortesía Petroecuador

Quien daba las instrucciones y dirigía la “organización” era Pareja Yannuzzelli, señaló el Fiscal. Foto: Cortesía Petroecuador

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 83
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 2
Javier Ortega

Álex Bravo, exgerente de Petroecuador y hombre cercano a Carlos Pareja Yannuzzelli, ejecutó las operaciones ilegales en la estatal petrolera. Fue parte de una “organización” que se benefició de dineros ilícitos a cambio de otorgar contratos a empresarios. Y distribuyó pagos a sus familiares y a los de otros exfuncionarios.

Esos detalles los divulgó el jueves 19 de enero del 2017 el fiscal Juan Carlos Zúñiga en el tercer día de audiencia contra 18 procesados por cohecho.

El investigador se tomó dos horas para hablar de las transacciones ilegales que hizo Bravo en su etapa como funcionario de la petrolera. Dijo, por ejemplo, que activó y manejó con sus parientes cinco compañías ‘offshore’ en Panamá: Girbra, Pidmg, Escart, RGH Investments y Capaya.

A través de la cuenta bancaria de Girbra, el exfuncionario recibió transferencias por un monto de USD 13 millones.

Quien daba las instrucciones y dirigía la “organización” era Pareja Yannuzzelli. Él “disponía los cobros” y ordenaba cómo distribuir a otras cuentas, ratificó ayer el investigador.

En este entramado de corrupción también participaron otros dos exfuncionarios de la estatal: Paquita de Mora y Arturo Escobar, dijo Zúñiga.

La exposición del fiscal concluyó a eso de las 13:00. El agente pidió a la jueza que se procese a 13 sospechosos en el grado de autores directos de cohecho. Allí están Bravo, Pareja Yannuzzelli, Paquita de Mora, Escobar, Javier, Juan y Jaime Baquerizo, y seis contratistas .

A otros cinco procesados (familiares de Bravo y Pareja) se los señaló como coautores.

Mientras el fiscal entregaba estos detalles, a la misma hora el Gobierno convocaba a una rueda de prensa para anunciar “detalles escandalosos” detectados en Petroecuador.

Alexis Mera, secretario jurídico de la Presidencia, apareció en el Salón Azul de Carondelet a las 12:20 y señaló que Carlos Pareja Cordero, quien permanece prófugo, aparentemente era el “jefe de la mafia” en la estatal petrolera.

El funcionario presentó diapositivas con supuestas comunicaciones entre Pareja Cordero y Pareja Yannuzzelli vía
e-mail y que fueron recopiladas en los allanamientos a la residencia de Pareja Cordero.

Según los correos, el primero “daba instrucciones” al segundo sobre cómo adecuar contratos para ciertas empresas.

En una de las presentaciones, el funcionario exhibió una obra que se adjudicó, al parecer, bajo esas características. De acuerdo con esas comunicaciones, Pareja Cordero envió a Pareja Yannuzzelli los términos para entregar un proyecto a la firma surcoreana SK Engineering & Construction.

Dos meses después, el 19 de diciembre del 2013, Pareja Yannuzzelli, como gerente de Refinación de Petroecuador, suscribió un contrato con esa empresa, bajo los términos ya pactados, por USD 228 millones.

Mera también nombró el jueves a Azul, una subcontratista de Worley Parsons (WP), firma australiana que se encargó de fiscalizar la rehabilitación de la Refinería de Esmeraldas. Desde el 2011, WP se benefició de tres contratos principales y ocho complementarios por USD 227,5 millones.

“Todo esto es corrupción de Azul, una compañía corrupta y corruptora”, sostuvo Mera.

Ante una pregunta sobre si fue interrogada una funcionaria de Gobierno, que también sería esposa de un directivo de WP, Mera señaló: “No puedo saber cuál es la situación personal de los cónyuges de funcionarios privados que evidentemente han sido corruptos”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (11)
No (1)