22 de abril de 2018 00:00

Familias de pareja secuestrada reciben atención de médicos

Marcha por un pais de paz organizada en favor del equipo periodístico de Diario EL COMERCIO asesinado en Mataje. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

En la marcha del jueves 19 de abril del 2018 se pidió por la paz y que no haya más secuestros y violencia en la frontera. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 6
Triste 9
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 2
Redacción El Comercio

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Para las familias de la pareja secuestrada por el frente Oliver Sinisterra en la frontera norte con Colombia, los últimos cinco días han sido de angustia, temor y complicaciones en su salud.

Esto les impide realizar algunas actividades que habían previsto para exigir a las autoridades del Gobierno que den con el paradero de Óscar Villacís y Katty Velasco.

El martes 17 de abril del 2018 se conoció que la pareja fue plagiada por el grupo armado Frente Óliver Siniesterra. Desde entonces, lo único que conocen hasta ahora es que el secuestro ocurrió en Puerto Rico, un poblado colombiano ubicado en el límite fronterizo con Ecuador.

Esta información es la misma que maneja el Comité de Crisis que se integró para seguir el caso. El viceministro del Interior, Andrés de la Vega, informó que esta delegación no ha recibido otra prueba de vida, porque la comunicación con el grupo armado no es continua. Así lo indicó en el marco de una reunión que mantuvo en el ECU 911 de Santo Domingo, provincia en la que residen los familiares de los dos secuestrados.

El Comité lo integran representantes del Ministerio del Interior, de la Unase, Fiscalía y un miembro de cada familia.

La gobernadora de Santo Domingo de los Tsáchilas, Mary Verduga, dijo que el Comité analiza el caso desde Quito y cuando se requiera a las familias se analizará la pertinencia para que viajen a la capital o que el comité se reúna en Santo Domingo.

Un pariente de los secuestrados dijo a este Diario que les han recomendado no exponerse públicamente. Por eso, el jueves, 19 de abril, las familias no acudieron a la marcha blanca que se realizó en Santo Domingo en solidaridad con los militares y los periodistas de EL COMERCIO asesinados por los disidentes.

Los parientes de Villacís y Velasco también preparaban plantones en los anillos viales de la periferia de Santo Domingo con carteles e imágenes de Óscar y Katty. Pero debido a un deterioro en el cuadro de salud de los padres de Villacís y de la madre e hija de Velasco se han suspendido los actos. El 20 de abril, el papá de Villacís, de 62 años, fue ingresado a un hospital por una complicación con la diabetes.

La madre, en cambio, está bajo monitoreo de médicos porque ha tenido altibajos en la presión arterial debido a que sufre de hipertensión. Psicólogos también los atienden permanentemente.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (3)