23 de noviembre de 2017 13:46

Una familia azuaya gestiona la repatriación del cuerpo de un migrante

La familia busca repatriar el cuerpo y ha solicitado ayuda a las autoridades de la Cancillería y al Consulado de Ecuador en Houston-Estados Unidos. Foto: Cortesía Organización 1800 Migrante

La familia busca repatriar el cuerpo y ha solicitado ayuda a las autoridades de la Cancillería y al Consulado de Ecuador en Houston-Estados Unidos. Foto: Cortesía Organización 1800 Migrante

valore
Descrición
Indignado 2
Triste 15
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Lineida Castillo

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El cadáver del cuencano Manuel Yunga, 18 años, fue encontrado por la policía de Migración del condado de Webb, en Texas (Estados Unidos), el 21 de septiembre del 2017. El migrante habría muerto ahogado al cruzar el río Bravo en su intento por llegar a Estados Unidos.

Este caso fue denunciado este jueves 23 de noviembre de 2017 por la organización 1800-Migrantes, por pedido de los familiares.

María Bueno, madre del fallecido, recibió esa noticia el mismo día (21 de septiembre del 2017) por parte de un funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores de Ecuador. La identidad de Yunga fue posible porque en el bolsillo de su pantalón tenía el pasaporte. Desde entonces gestiona la repatriación del cuerpo.

El azuayo partió de su natal parroquia Santa Ana, perteneciente al cantón Cuenca, el 5 de septiembre de 2017 con destino a Perú y desde allí viajó a México. Él estudió hasta el segundo año de bachillerato y prefirió emigrar porque un hermano partió a inicios del 2017 y llegó a Estados Unidos en 11 días.

El 19 de septiembre fue la última vez que Manuel Yunga se comunicó con su familia. “Me contó que al día siguiente iba a cruzar el río Bravo con otros 20 migrantes ecuatorianos”, dijo entre lágrimas su progenitora.

Desde la noticia de la muerte, la familia busca repatriar el cuerpo y ha solicitado ayuda a las autoridades de la Cancillería y al Consulado de Ecuador en Houston-Estados Unidos.

La madre está angustiada pues las autoridades le dicen que debe esperar porque están cumpliendo con todos los trámites legales, de acuerdo con información 1800-Migrantes.

Ante la falta de respuesta se están apoyando en la organización privada. Su directora Andrea Ledesma cuestionó que “un trámite de este tipo demore tanto tiempo y que la familia no reciba respuesta”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)