6 de octubre de 2015 08:05

Facciones en Gaza afirman que se está gestando una intifada en Cisjordania

Palestinos lanzan piedras contra vehículos del Ejército israelí tras una redada en la ciudad de Nablus (Cisjordania), hoy, 6 de octubre de 2015. Foto: EFE

Palestinos lanzan piedras contra vehículos del Ejército israelí tras una redada en la ciudad de Nablus (Cisjordania), hoy, 6 de octubre de 2015. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 4
Agencia EFE
Gaza

El movimiento islamista Hamás y otras facciones como Yihad Islámica o los Comités Populares de la Resistencia en Gaza, consideran que el recrudecimiento de la tensión en Cisjordania y Jerusalén Este muestra que se está gestando una nueva intifada (alzamiento palestino) contra Israel.

El portavoz de Hamás en la Franja, Sami Abú Zuhri, aseguró que el grupo de miembros de su movimiento arrestados por fuerzas de seguridad israelíes en relación con el asesinato de dos colonos israelíes cerca de Nablus, en Cisjordania, el pasado jueves, "no será el primero, ni el último".

"El anuncio de la ocupación israelí de que había arrestado a la célula en Nablus representa un honor para nuestro pueblo y nuestra resistencia", señaló Abú Zuhri en un comunicado.
Y advirtió de que "la resistencia armada contra la ocupación continuará con la ayuda de Alá".

El portavoz de Hamás advirtió de que la decisión del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, y su gabinete contra los manifestantes e individuos que tratan de lanzar ataques en el territorio ocupado, "no apagarán las llamas de nuestro alzamiento popular en Cisjordania".

Por su parte, Ahmed Bahar, destacado dirigente de Hamás y vicepresidente del Consejo Legislativo Palestino dijo en un comunicado que "la ocupación israelí pagará un alto precio por sus crímenes contra el pueblo palestino y sus lugares santos, tanto en Jerusalén como en Cisjordania".

"Impedir a los fieles rezar en la mezquita de Al Aqsa y disparar contra nuestro pueblo y matarlo a sangre fría son todas medidas que condenamos y que otorgan a nuestro pueblo el derecho a defenderse, incluida la lucha armada contra la ocupación militar", recalcó Bahar.

Varios grupos militantes palestinos en la Franja de Gaza consideran los enfrentamientos que tienen lugar en Cisjordania como una nueva intifada.

También han instado al presidente, Mahmud Abás, a "endurecer los lazos de seguridad con Israel y detener la cooperación entre la Autoridad Nacional Palestina e Israel".

"Llamamos a Abás a detener la coordinación en materia de seguridad con Israel y a todo el pueblo de Cisjordania y Gaza a unirse en sus esfuerzos y llevar a cabo una nueva intifada en Cisjordania", dijo Abú Mujahid, portavoz de los Comités Populares de la Resistencia (CPR), grupo con sede en Gaza vinculado a Hamás.

Las facciones armadas, incluidas Hamás, Yihad Islámica, los CPR y otros grupos menores de izquierda, elogiaron los últimos ataques en Cisjordania y Jerusalén Este que se cobraron las vidas de cuatro israelíes y exhortaron a Abás a dejar actuar a sus milicianos en el territorio cisjordano para confrontar a Israel.

Asimismo, advirtieron a Israel de consecuencias si continúa con sus restricciones en torno a la mezquita de Al Aqsa, tercera en la jerarquía islámica, donde hoy las autoridades israelíes han limitado el acceso a los fieles musulmanes permitiendo el ingreso a los varones mayores de 50 años y mujeres de cualquier edad.

Los Batallones Saraya Al Quds (Jerusalén), brazo armado de la Yihad Islámica, difundieron el domingo un vídeo en el que mostraban a milicianos preparando ataques suicidas contra objetivos israelíes.

La cinta, que apareció bajo el título de "mensaje número 1", mostraba a miembros de la Yihad Islámica en mensajes en los que asumen la autoría de un atentado suicida antes de llevarlo a cabo.

El sábado, un miembro de la Yihad Islámica, identificado como Muhanad Halabi, de 19 años, apuñaló a cuatro israelíes, provocando la muerte a dos de ellos y heridas al resto, en un ataque en la Ciudad Vieja de Jerusalén, antes de ser abatido por disparos de un policía israelí.

El grupo islamista asumió la autoría del atentado y el destacado dirigente del grupo Mohamed Al Hindi aseguró hoy en un comunicado que "ha comenzado una nueva Intifada contra la ocupación israelí y todos los intentos por impedirla fracasarán".

"La sangre de los mártires palestinos que ha sido derramada en Cisjordania y Jerusalén preparará el terreno para un nuevo capítulo y una nueva batalla por nuestros jóvenes contra la ocupación y sus violaciones", manifestó.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)