16 de agosto de 2014 15:02

Exempleados de Conecel cobran utilidades del 2006

Centro de atención de la telefónica CLARO en el segundo nivel del Quicentro Shoping. Revistalideres.ec
Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 6
Contento 0
Pedro Maldonado O.

La mañana de este sábado 16 de agosto, decenas de empleados y exempleados de la operadora de telefonía móvil Conecel llegaron a un hotel del norte de Quito para cobrar las utilidades del año 2006. Durante la mañana, el ingreso principal del hotel Howard Johnson registraba un movimiento de personas que no eran huéspedes.

El pago de las utilidades, que se extiende hasta este lunes, se da luego de un fallo legal. La telefónica, que opera la marca Claro, informó que el 31 de julio de 2014 pagó al Servicio de Rentas Internas (SRI) la suma de USD 105 569 038,23 “cumpliendo con la sentencia ratificada por la Corte Nacional de Justicia, por concepto de determinaciones tributarias de los años 2003 al 2006”.

Ayer, Conecel señaló mediante un comunicado que ratifica su postura de que en el proceso judicial se vulneraron sus derechos constitucionales por lo que ha presentado la acción legal correspondiente. También dio a conocer que como consecuencia del pago realizado al SRI, la compañía pagará a los trabajadores y extrabajadores la reliquidación del 15% de las utilidades de la empresa correspondiente al período entre el 1 de enero del 2006 y el 31 de diciembre de ese mismo año.

Entre los empleados que cobraron estaba Andrés Jácome. Él comentó que trabajó en el área comercial de la compañía entre el 2005 y el 2006. “He esperado ocho años para cobrar las utilidades del 2006”. Jácome añadió que se mantiene al tanto de la situación tras hablar con excompañeros de trabajo.

Otro ex colaborador que llegó al hotel fue Pedro Díaz, quien estuvo en Conecel entre el 2006 y el 2008. “No tuve ningún inconveniente. Ya recibí mi cheque” señaló en el lobby del hotel.

Washington Andrade, abogado de un grupo de exempleados de la operadora, también llegó al lugar. Allí explicó que son cerca de 1 200 exempleados los que estarían a la espera de cobrar las utilidades.

Andrade señaló que “así como Conecel paga bajo protesta, nosotros también cobramos bajo protesta. Nos guardamos el derecho de revisar los montos”. El abogado añadió que no existe mayor información desde la compañía, aunque informó que en total son cerca de USD 45 millones los que debe cancelar Conecel por utilidades de los años 2003, 2004, 2005 y 2006.

El pago continuará en Quito y Guayaquil este lunes 18 de agosto. Para ese día se organizará un plantón entre los exempleados de Guayaquil, según informó Andrade.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (2)